Noticias increíbles sobre Historias Reales

Conoce a continuación cuáles son las historias reales más alarmantes y sorprendentes de todos los tiempos. Familias caníbales, desapariciones extrañas y hasta un pescador que fue tragado vivo por una ballena son solo algunas de las historias que estaremos conociendo en el siguiente artículo.

Historias Reales

Indice De Contenido

Historias Reales

A lo largo de la historia han sido diversos los acontecimientos ocurridos que han marcado pauta en el mundo. En nuestro artículo de hoy vamos a conocer esas Historias Reales que aunque parecen difíciles de creer se han encargado de generar asombro y terror en la población. Muchas de estas historias han servido de inspiración para infinidades de películas basadas en hechos reales.

Si bien es cierto la realidad de estas historias parecen ser aterradoras y de ficción, la realidad es que son hechos basados en situaciones reales. Apasionantes historias al mejor estilo de las películas de terror. Quédate con nosotros y conoce más sobre algunas de las historias reales más impactantes ocurridas a lo largo y ancho del Planeta Tierra.

“El Observador” Misteriosas cartas

La historia conocida como “Las Cartas del Observador” está considerada como uno de los episodios más espeluznante ocurridos recientemente en el mundo y difundido a través de diversos medios de comunicación. La historia narra lo sucedido con una familia de Nueva Jersey que demandó a los dueños anteriores del hogar donde vivían, luego de recibir tres inquietantes cartas de un personaje que se hacía llamar “El Observador”.

En las cartas, el autor afirmaba estar obsesionado con la casa donde vivía la familia, vivienda de estilo colonial construida en la década de 1905. El autor de estas cartas tenía una forma de hablar bastante macabra, refiriéndose a los tres hijos de Derek y Maria Broaddus como “La sangre joven que me habéis traído”. En estas cartas, el personaje hacía preguntas como ¿Habéis descubierto que hay en las paredes?

Historias Reales

El caso de las cartas del observador fue revelado a la luz pública luego de que la familia Broaddus presentará una demanda la cual todavía reposa en tribunales. La familia abandonó la vivienda por temor. La historia cuenta que la familia que vivía anteriormente en este hogar sabía de la existencia de “El Observador” pero en ningún momento les advirtieron a los nuevos habitantes. La casa se puso a la venta en 2015 pero no se vendió debido a que la historia se difundió por los medios.

El ladrón que robaba tumbas

El caso conocido como “El ladrón de tumbas ruso” se podría considerar como otra de las historias reales más impactantes del mundo. Anatoly Moskvin, de 45 años, fue identificado como un “historiador local y explorador de cementerios” de la ciudad rusa de Nizhny Novgorod. En la casa de este personaje fueron encontradas más de 29 muñecas hechas de cadáveres femeninos momificados.

Narra la historia que cada una de estas muñecas encontradas en la casa de Moskvin estaba cuidadosamente vestida, con las manos y la cara cubiertas de tela. Varias de ellas fueron halladas posando en muebles, mientras que otras estaban en estanterías. Uno de los cuerpos tenía forma de oso de peluche y tenía una cabeza de peluche sobre el cuello.

De acuerdo a varias investigaciones realizadas, los cadáveres con los cuales fueron hechas estas muñecas correspondían a los cuerpos de niñas de tres a doce años, robados de docenas de tumbas. The Mirror aseguró que Moskvin tenía una idea en mente al reunir su colección. Este aterrador personaje le puso nombres a los cadáveres momificados y organizó fiestas de cumpleaños para ellos.

Se trata de una de las historias reales más impactantes del mundo. Según las averiguaciones, Moskvin se encargó además de recopilar información actualizada sobre las vidas de cada niña que había desenterrado y también especificó las instrucciones sobre cómo fabricar muñecos con restos humanos. Este hombre fue detenido en 2011 pero se consideró no apto para ser juzgado.

¿Una casa encantada?

Hablemos en esta parte de nuestro artículo sobre la aterradora historia de la “casa encantada”. Todo comenzó en el año 2006, específicamente en el mes de agosto, cuando un grupo de mujeres conducía por la ciudad de Worthington en Ohio. Lo que en principio parecía una noche aburrida, se terminó transformando en una de las más emocionantes cuando las chicas decidieron visitar lo que los niños del lugar llamaban la “casa encantada”:

La casa encantada no era más que una antigua vivienda en ruinas que tenía un amplio patio cubierto ubicado justo al lado de la calle del cementerio. Las chicas se imaginaron que la casa estaba abandonada, sin embargo, la realidad no era esa. Allí vivía Allen David, un recluso de 41 años que vivía junto a su anciana madre. Él tenía un rifle como protección y cuando apenas escuchó a las chicas, disparó algunas balas de advertencia.

Anteriormente otras personas había intentando ingresar a esta vivienda pensando que la misma estaba abandonada y en todas ellas su dueño sacaba el rifle y disparaba, no obstante, en esta oportunidad una de las balas acabó en la cabeza de Rachel Berezinsky, adolescente de 17 años de edad. Ella milagrosamente logró sobrevivir al impacto.

Davis fue llevado a la cárcel por este hecho y estando allí recluido dijo en varias ocasiones que no tenía la intención de lastimar a nadie. Se declaró culpable de dos cargos de agresión criminal. En 2009, la madre de Davis murió mientras éste estaba en prisión. La casa encantada fue comprada en una subasta por unos nuevos dueños, quienes se encargaron de renovar todo el lugar, aunque no pudieron hacer nada para ocultar esas vistas al cementerio.

El misterio del secuestro del autobús escolar de Chowchilla

Conozcamos otra de las historias reales más sorprendentes del mundo. Se trata del caso ampliamente conocido como “El secuestro del autobús escolar de Chowchilla”: Ocurrió en la década de 1976, cuando un total de 26 niños de 5 a 14 años viajaban en su autobús escolar de regreso a casa después del último día de clases de verano en la localidad de Chowchilla en California.

Todo transcurría en medio de la felicidad y la alegría de los niños, sin embargo, el ambiente cambió drásticamente cuando de manera sorpresiva una furgoneta averiada bloqueó la carretera y hombres con máscaras y armas de fuego irrumpieron por la puerta principal del autobús. Narra la historia que los niños y el conductor del autobús fueron llevados a unas camionetas y llevados a un lugar retirado a más de 11 horas de camino.

Finalmente se detuvieron en una cantera cerca de Livermore, a unos 160 kilómetros al norte de Chowchilla. En el año 2015, una cadena de noticias internacional tuvo la oportunidad de conversar con varias de las víctimas de este secuestro, entre ellas, Lynda Carrejo Labandeira. Dijo que los secuestradores nunca explicaron el motivo del secuestro, además que preguntaron a cada niño su nombre, edad, dirección y teléfono.

Los secuestradores también tomaron una prenda de vestir de cada niño. Narra una de las víctimas que los secuestradores ordenaron a los niños y al conductor del autobús que entraran en lo que parecía una tumba enorme: Una camioneta oculta bajo tierra. Cada niño tenía de bajar por una escalera hacia la parte trasera del carro oculto. Relata que la alimentación era escasa y no había ventilación.

Luego de transcurridas más de 16 horas del inicio del secuestro, el conductor del autobús y algunos de los niños pensaron en armar un plan para escapar. Apilaron los colchones tan alto como podían y cavaron a través de una placa de metal en el techo de la camioneta. Los secuestradores, que estaban durmiendo durante la fuga, no fueron difíciles de perseguir.

Algunos de los secuestradores del autobús con niños fueron puestos en libertad condicional, mientras que otro continuaba en prisión a esperar de recibir un beneficio. Una de las sobrevivientes de esta tragedia, Jennifer Brown Hyde, expresó que la experiencia todavía la atormenta y dijo que no es normal que una persona con más de 50 años tenga miedo a la oscuridad.

La carta de Albert Fish

Hablemos en esta oportunidad sobre la historia de la carta de Albert Fish, otra de las historias reales más alarmantes del mundo. Fish fue un pederasta, torturador, asesino en serie, fetichista de las heces, caníbal y además se automutilaba, sin embargo, existía otro elemento más despreciable que lo elevó de ser un simple monstruo a algo aún peor: Su necesidad de regocijarse.

Las autoridades lograron encontrar una carta anónima que fue escrita aparentemente por este psicópata a la madre de su última víctima conocida como Grace Budd de 10 años de edad.  La carta está dirigida a “Mi querida señora Budd” y se podría decir que ésa es la única frase bonita y educada que se puede observar en esta aterradora carta que compartimos con ustedes:

“El domingo 3 de junio de 1928 te llamé al 406 W 15th St. Te traje una olla con queso y fresas. Almorzamos. Grace se sentó en mi regazo y me besó. Decidí comérmela. Con el pretexto de llevarla a una fiesta. Usted dijo que sí, que podría ir. La llevé a una casa vacía en Westchester que ya había elegido. Cuando llegamos allí, le dije que se quedara afuera. Ella recogió flores silvestres. Subí las escaleras y me quité toda la ropa. Sabía que si no lo hacía, acabaría con su sangre sobre ella. Cuando todo estuvo listo fui a la ventana y la llamé.

Luego me escondí en el armario hasta que estuvo en la habitación. Cuando me vio desnuda, se echó a llorar y trató de correr escaleras abajo. La agarré y dijo que se lo contaría a su mamá. Primero la desnudé. Cómo pateaba, mordía y arañaba. La estrangulé hasta matarla, luego la corté en trozos pequeños para poder llevar la carne a mis habitaciones. Cocinarla y comérmela. Qué dulce y tierno estaba su culito en el horno. Me llevó 9 días comerme todo su cuerpo. NO la follé aunque podría haber querido hacerlo. Ella murió VIRGEN.”

Las autoridades policiales pudieron rastrear el membrete usado por parte del pederasta Albert Fish para enviar esa aterradora carta. Eso llevó a la ubicación y posterior captura de Fish quien confesó todo lo que hacía. En el año 1939 finalmente fue ejecutado en la prisión de Sing Sing de la ciudad de Nueva York en los Estados Unidos.

The Porthole Murder

Para nadie es un secreto que las muertes que ocurren en cruceros salen reflejadas con mucha frecuencia en las noticias del mundo. Uno de los casos en obtener mayor popularidad y que causó cierta conmoción fue el asesinato de la actriz inglesa Eileen Gibson, también conocida por su nombre artístico, Gay Gibson.  Su muerte ocurrió en el año 1947 cuando la joven de 21 años de edad regresaba a Inglaterra desde Sudáfrica

La actriz nunca llegó a su camarote, después de haber llamado la atención de James Camb, un marinero, cuya reputación como mujeriego le hizo ganarse el apodo de “Don Jimmy”. La historia de Camb cambió en varias oportunidades al ser interrogado por las autoridades policiales, sin embargo, en un momento él reconoció haber empujado el cadáver de la joven actriz a través del ojo de buey de su camarote.

Aún sin la existencia del cuerpo en físico, había muchas pruebas para condenar a James Camb. Su sentencia de muerte fue cambiada por la cadena perpetua, aunque luego recibió libertad condicional, a pesar de ser acusado por la presunta violación de otras mujeres que habían sido pasajeras a bordo del Castillo de Durban. En el año 1967 el personaje es nuevamente capturado tras atacar a una niña de 13 años, siendo encarcelado otra vez luego de atacar a otras tres jóvenes.

El caso de la mujer que casi es enterrada viva

Si de historias reales se trata tenemos que hablar del caso de la mujer que casi fue enterrada viva. Para ello nos vamos a trasladar a la década de 1894, específicamente el 14 de julio. La joven involucrada en el caso estuvo identificada como Eleanor Markham de 22 años, quien murió aparentemente este sábado en su casa cerca de Tarrytown.

Narra la misteriosa historia que mientras que cadáver estaba siendo trasladado desde su casa en el coche fúnebre, una serie de golpes ahogados atrajo la atención de quienes iban en el coche. Cuando abrieron la urna se dieron cuenta que Markham estaba viva y fue llevada a su casa. Según el relato de la supuesta muerta que en realidad estaba viva, ella estuvo siempre consciente de todo lo que estaba sucediendo, pero no podía hacer nada hasta ese momento final.

Después de lo ocurrido, algunos medios de comunicación pudieron contactar a la supuesta víctima Eleanor Markham, quien explicó un poco cómo fue esta terrible experiencia:

“Estuve consciente todo el tiempo que estaban haciendo los preparativos para enterrarme, y el horror de mi situación es indescriptible… Le pedí a Dios que me diera fuerzas para poder golpear la tapa una vez más y tuve éxito. Al principio me imaginé que los portadores no me oirían, pero cuando sentí que uno de los extremos del ataúd se abría repentinamente, supe que me habían escuchado”.

La terrible historia de Sawney Beane

Seguramente muchos han escuchado hablar sobre la historia de la familia Sawney Beane, originarios de Escocia. A simple vista parecían una familia común y corriente que hacía su vida en el condado de East Lothian, cerca de Edimburgo, sin embargo, al querer acusar a la novia (que tiempo después se convertiría en su esposa) de nombre Agnes Douglas de brujería, se refugiaron en unas cuevas lejos de la ciudad.

La historia nos cuenta que esta familia logró tener varios hijos y nietos y criaron a su descendencia a su manera. Se dedicaron toda la vida a robar, matando a los que robaban. Se convirtieron en una familia que sentía pasión por hacer lo malo, matar sin motivo alguno, es decir, lo hacían solo por necesidad. Después de algún tiempo y de cometer muchos asesinatos, todo tenía que parar. Mandaron a las entrañas del bosque a tratar de conseguir a aquellos que mataban solo por matar.

Fue allí cuando lograron encontrar a la familia, compuesta para ese momento por más de 50 personas. De este familia vale la pena destacar que tenían la costumbre de relacionarse entre ellos mismos, es decir, el incesto formaba parte de sus tradiciones familiares. Las autoridades pudieron detener a todos los integrantes de la familia Sawney Beane, aparte de la pareja que ya estaba viejos, se encontraban sus hijos, nietos y bisnietos.

Era una familia bastante numerosa que se reproducen entre sí. Cuenta la historia que los varones fueron desmembrados en público, dejando que se desangraron. Por su parte a las mujeres les fue peor, debido a que las quemaron vivas y a pesar de ello nunca dijeron palabras de arrepentimiento.

Zombies ¿Mito o realidad?

Hay historias reales de terror que valen la pena conocer, una de esas son las historias sobre los zombies, una de las figuras más famosas en el imaginario popular y de quien se han realizado varias películas a través de la historia cinematográfica. El zombie se trata aparentemente de un ser humano que regresa de la tumba privado de su identidad y voluntad, con la intención generalmente de comerse todo lo que consiga a su paso. Lo cierto es que los zombies se han convertido en una de las criaturas más temidas y terroríficas en el mundo.  De hecho, existen varios tipos de zombies, están los lentos y torpes,.

Típicos del cine, hasta los conocidos como los infectados, que en realidad vendrían siendo una nueva versión del zombie clásico dotado de mayor agilidad y agresividad. Al final todos comparten y origen común y son historias reales. Una de las primeras historias reales relacionadas con el zombie tiene como protagonista a Felicia Félix-Mentor, una mujer que murió y fue sepultada en la década de 1907 pero que, de acuerdo a varios testigos, fue vista con vida muchos años después de ser enterrada.

La mujer tenía la mirada perdida, similar a la de los convertidos en zombies. En pocas palabras se podría decir que los zombies se han transformado en uno fenómeno de masas y llevan más de medio siglo entre nosotros, siendo protagonistas de una gran cantidad de películas y series de televisión. Los primeros “muertos vivientes” de la historia de los que se tiene constancia y que se asimilan a lo que entendemos por zombis, se remontan a una realidad bastante cruel, más que la de los esclavos.

La historia de los zombis se remonta al siglo XVII y XVIII en Haití, cuando los esclavos africanos eran llevados allí para trabajar hasta el día de su muerte en las plantaciones de azúcar. Desde ese momento, la noción de zombi ha formado parte de la cultura haitiana. De acuerdo a la creencia popular, a través de la magia o el veneno, un hechicero tiene el poder de hacer enfermar hasta la muerte a una persona a la que, tras ser enterrado por la familia, hace revivir.

La odisea de Rata y Maui

Una de las historias reales más polémicas de todos los tiempos es la de Rata y Maui, los egipcios que llegaron a América antes que Colón. Para nadie es un secreto que el siglo XVIII se convirtió en uno de los de mayor apogeo en cuanto a los viajes expedicionarios. En esa época eran muchos los barcos de origen europeo que surcaban los mares con mucha convicción, pero sorpresivamente tuvieron un problema importante: El de calcular la longitud en la que se encontraban.

Para sorpresa de los europeos, los egipcios ya habían solucionados esto en la antigüedad y no solo eso, sino que además el primer proyecto para dar la vuelta al mundo fue dado por Ptolomeo III Faraón de Egipto en el año 232 a.C. En esa época, el capitán Rata y el navegante Maui, amigo del astrónomo Eratóstenes, partieron de Egipto con una flotilla de seis barcos, en un intento de circunvoluciones la Tierra.

Sin duda alguna éste está considerado como uno de los viajes más misteriosos de la Antigüedad, protagonizado por Rata y Maui. El faraón Ptolomeo III fue el responsable de colocar al frente de una flota a estos dos marineros con el principal objetivo de circunnavegar el globo y demostrar las teorías de Eratóstenes (famoso científico al frente para ese momento de la Biblioteca de Alejandría.

Cuenta la historia que la flora partió del mar Rojo, cruzó el océano índico y luego el Pacífico y, a tenor de la inscripción, llegó a Chile y se adentra en el interior del continente Sudamericano, procediendo a reclamar aquellas tierras para su soberano. Después de ese acontecimiento se podría decir que las teorías se encuentran divididas en dos.

La primera teoría hablar que la flora habría seguido después hacia el Atlántico y una prueba de ello sería la existencia de un islote que se conoce con el nombre de Rata, ubicado frente a las costas de Brasil. Sin embargo, para otros, los navegantes egipcios habrían tomado una corriente oceánica que les habría llevado a Hawai. Se cree que es esta segunda teoría la que más adeptos tiene.

Myojin: La misteriosa isla que desapareció sin rastro

Si se trata de historias reales difíciles de creer debemos hacer mención a la isla Myojin, ampliamente famosa por su extraña desaparición. Para nadie es un secreto que la naturaleza tiene la capacidad de sorprendernos cada día más, incluso con acontecimientos que parecieran poco comunes y hasta increíbles. La historia ocurrida a los pescadores del barco de Shikine Mary es una de esas historias reales pero misteriosas.

La historia nos revela que esta embarcación fue testigo durante el 18 de septiembre de 1952 de cómo el mar alzaba, a 450 kilómetros al sur de la isla de Tokio, una isla nunca antes vista como lo fue la isla Myojin. El nombre de esta isla se debe a que allí existía uno de los tantos volcanes submarinos de la región del pacífico, el volcán de Myojin.

Una vez que partieron, el pesquero Shikine Maru y su tripulación no imaginaron lo que sucedería ese día, que en principio parecía un día normal de trabajo. Ellos fueron testigos del nacimiento de una nueva isla. De un momento a otro notaron un cambio en las mareas y observaron como un pilar de humo se alzaba desde la superficie del agua, acompañada por un hedor a azufre.

Cuando se fueron acercando a la escena se dieron cuenta como el volcán comenzaba a escupir espumarajos de lava ardiente por todos lados y cuando esta lava hacía contacto con el agua se solidifica de manera inmediata, creando poco a poco el terreno a su alrededor. Hasta ese momento se trataba del nacimiento de una nueva isla.

Lo sorprendente de esta historia es que el 23 de septiembre de ese mismo año, específicamente cinco días después del grandioso nacimiento, la isla Myojin desapareció repentinamente y sin razón alguna se hundió de nuevo al fondo del océano. Nunca se ha podido determinar el por qué de la desaparición de esta isla, lo cierto es que se convirtió en una de esas historias reales que vale la pena conocer y estudiar.

George Parrot, el forajido que se convirtió en unos zapatos

En esta parte de nuestro artículo vamos a conocer otra de las historias reales más impactantes del mundo. Se trata de la historia de George Parrot, el hombre que se convirtió en un par de zapatos. Él fue un famoso forajido muerto en la horca, no sólo famoso por sus fechorías sino por ser el único hombre en la historia que se convirtió en un par de zapatos después de su muerte.

Estudiando un poco su historia de vida podemos decir que este forajido era ampliamente conocido por su gran nariz larga, además que perteneció a una banda comandada por un tal Sim Enero. Se dedicaba prácticamente al robo de caballos y asalto de trenes. Toda la historia se remonta hacia la década de 1878, cuando él y su banda planificaron robar el tren de Union Pacific.

Para ello había planificado la manipulación de las pistas. El plan era destruir las vías y aguardar escondidos el descarrilamiento del tren y luego robar a los pasajeros. Todo salió mal debido a que dos de los miembros del servicio del ferrocarril se dieron cuenta del plan. El capataz cabalgó por delante para detener el tres, mientras el otro intentaba reparar la pista.

Dice la historia que algunos de los miembros de la banda delictiva querían disparar y matar a los funcionarios del servicio del ferrocarril, sin embargo, Parrot se opuso a esa idea diciendo que él solo quería robar pero no matar. Al final no pudieron terminar su plan, no obstante, los dos miembros del ferrocarril procedieron a perseguir a la banda a través del Cañón Rattlesnake, en la montaña de Elk, donde Parrot y los suyos en una emboscada mataron a sus perseguidores.

Horas después la Unión Pacific Railroad descubrió los cuerpos sin vida de los dos funcionarios y desde allí reforzaron el operativo de búsqueda para lograr dar con los asesinos. Ofrecieron para ese entonces una recompensa de 10 mil dólares por su captura, vivos o muertos. George Parrot fue un poco más insensato. Un día de borrachera en un pueblo del distrito, comenzó a hablar del robo y los muertos.

Pasó poco tiempo cuando se procedió a darle captura y encarcelamiento a Parrot y con una posible condena a la horca. A él no le quedaba de otra que intentar salir de la cárcel como pudiera, incluso pensando hasta en matar a su propio carcelero. Todo ese escenario lo que hizo fue empeorar las cosas, dado que después del intento de fuga, la gente se abalanzó contra él y terminó colgado del árbol más alto del pueblo.

Después de su muerte, el encargado del cuerpo de Parrot fue el doctor John Osborn, debido a que nadie más había reclamado el cuerpo del delincuente. La intención del doctor era investigar su cerebro y determinar cuáles habían sido las causas que llevaron a desarrollar una mente criminal tan cruel en la vida de este hombre. Osborn procede a extraer toda la piel del forajido muerto y la envía a Denver, fábrica dedicaba a curtir pieles, para que le hagan unos zapatos a medida y una bolsa de médico.

A pesar de las rarezas del alocado doctor, Osborn fue elegido gobernador del estado de Wyoming para luego convertirse en secretario de estado del Presidente Wilson. Sin duda alguna se trata de una de las historias reales más alocadas del mundo.

El tributo de las cien doncellas

Si de historias reales o leyendas se trata tenemos que hacer referencia al caso conocido como “El Tributo de las cien doncella”, una leyenda que habría consistido en el reconocimiento por parte del Reino de Asturias de la supremacía del Emirato de Córdoba. Apareció siglos más tarde después de su supuesta fecha, para estimular la resistencia a los supuestamente degenerados y lascivos moros.

La leyenda se remonta a la década de 783, cuando Mauregato toma el trono asturiano con la ayuda de Abderramán I, personaje con quien asume el compromiso de pagar el tributo de las cien doncellas por su colaboración. El tributo de las cien doncellas se podría decir que ha sido un tema de mucha controversia para los historiadores, quienes han intentado demostrar la veracidad de los acontecimientos adscritos al tributo y al combate.

El tributo de las cien doncellas hace referencia al deseo de ambas partes, tanto de Emirato de Córdoba como del Reino de Asturias, de mantener la paz. Para ello, el rey Mauregato, subido al trono en 783, llegó a un acuerdo con Abderramán I en el cual se comprometían él y sus sucesores a enviarle al califa árabe con cien doncellas cristianas cada año, cincuenta pertenecientes al pueblo y otras cincuentas de familias nobles.

Experimentos con población civil: De Guatemala a Pont-Saint-Esprit

Entre la década de 1946 y 1948, varios científicos de origen estadounidense inocularon diversas enfermedades venéreas, básicamente sífilis y gonorrea, a pacientes y reclusos en psiquiátricos y cárceles de Guatemala. Se trataba, al parecer, de estudiar la eficacia de la penicilina. Se ha convertido en uno de los casos más polémicos de los últimos tiempos.

La Casa Blanca ha reconocido los hechos y ha tenido que pedir perdón. Estados Unidos se podría decir que ocupa los primeros lugares del libro negro de los experimentos con humanos, sin embargo, éste no es el único. De los casos más sorprendentes ocurrió en la localidad francesa de Pont-Saint-Esprit y detrás estaba, cómo no, la CIA.

La historia se remonta al mes de agosto de 1951 en una pequeña localidad del sur de Francia, Pont-Saint-Esprit, localidad que se vio azotada por una ola de alucinaciones e histerias que terminaron acabando con la vida de cinco personas y dejando graves secuelas a otro importante número de habitantes. Después de muchas investigaciones, parece que el origen de estas alucinaciones ha llegado a su fin.

De acuerdo a un informe publicado por la cadena BBC, uno de sus periodistas de investigación presentó una nueva teoría que revela que la CIA roció barras de pan con LSD, una de las sustancias químicas más potentes, colocando fin a casi más de 60 años de misterio. Al notar que muchos habitantes de la localidad tenían los mismos síntomas, los médicos llegaron a concluir que la culpa era del cornezuelo del centeno, hongo alucinógeno que crece naturalmente.

En el pueblo se contaron muchas espeluznantes historias de personas que aseguran ver figuras absurdas como brazos convertidos en serpientes, caras demoníacas naciendo entre las entrañas de los propios cuerpos, tigres de fuego surgidos de la nada. La mayoría de los muertos fueron por suicidio, mientras que otros fueron por causa de paros respiratorios.

La calma volvió a la localidad a finales del mes de agosto de ese mismo año cuando el brote paranoico cesó por completo. Algunos creen que todo ocurrió después del misterio del pan maldito y se dijo que el responsable fue un pan de centeno con un hongo alucinógeno.

¿Max Schreck fue un vampiro en su vida real?

Una de las historias reales más misteriosas del mundo del cine tiene que ver con la vida de Max Schreck, llamado como el primer “no muerto” cinematográfico. Se conoce que nació en la ciudad de Berlín, Alemania, aunque no se sabe el día exacto de su nacimiento en 1879. Se cree que tuvo una vida bastante misteriosa, especialmente durante su infancia.

Desde temprana edad mostró talento para la interpretación, actuando en diferentes teatros alemanes y en varias giras con la compañía teatral de Max Reinhardt. Su debut en el cine lo tuvo en el año 1920, con la película muda “Der Richter von Zalamea” de Ludwig Berger que se basó en la obra de teatro de Calderón de la Barca, “El alcalde de Zalamea”:

En la década de 1922 fue seleccionado para dar vida a la primera adaptación de la novela de Bram Stoker “Drácula”, de título “Nosferatu” que estuvo dirigida por F.W. Murnau. A pesar de que la adaptación no es fiel, ya que no se lograron los derechos de la obra de Stoker, el protagonista era un vampiro que en lugar de ser el conde Drácula era el conde Orlok y su ansia de sangre humana era idéntica al del protagonista de la novela.

Hoy en día continúan existiendo muchos mitos y leyendas detrás de la historia de “Nosferatu” considerado como el primer proyecto cinematográfico enmarcado en la novela “Drácula”. A pesar de su edad, sigue siendo la más oscura de todas. Su protagonista, el misterioso Max Schreck, también esconde muchos misterios, incluso llegaron a pensar que en realidad fue un vampiro.

Mezcalito, dios chamánico

En esta parte de nuestro interesante artículo hablaremos sobre la historia de “Mezcalito” el dios chamánico. La historia comenzó con Carlos Castaneda, un estudiante de antropología de la Universidad de Los Ángeles quien se encontraba de vacaciones en México en 1960. Durante su estadía en México decidió reunirse con un Chamán en el norte del país.

Lo cierto de la historia queda hasta ese punto dado que después de allí todo se podría decir que nace de la especulación y la alucinación. De acuerdo a la tradición chamánica, debes masticar 8 botones de peyote, como lo hizo Carlos en 1960, previendo el sabor amargo y repulsivo de su jugo, uno tras otro sin consumir agua, solo el extracto de los botones.

Alrededor del peyote se creó una profunda filosofía religiosa mitológica. En ella, Mezcalito es el dios particular, que está en cada uno y que se presenta cuando uno está preparado para recibirlo. Mezcalito es a su vez, protector y guía en el camino del hombre. El estudiante Carlos escribió varios libros contando cómo fue su experiencia con cada una de esas apariciones.

En realidad se podría decir que Mescalito es un claro ejemplo de lo que para algunos representa un dios y para otros una simple alucinación. Se cree que sea una de las historias reales más polémicas y misteriosas en México la cual se ha ido extendiendo de generación en generación.

El lobishome de Allariz

Una de las historias reales más impactantes en la historia tiene que ver con la vida de Manuel Blanco Romasanta, un psicópata criminal de origen español y autor confeso de trece asesinatos durante el siglo XIX, no fue ejecutado al considerarse el único caso documentado de licantropía clínica, enfermedad mental. Ampliamente fue conocido como El Hombre Lobo de Allariz, representación real del Sacamantecas o El Hombre del saco.

Este personaje se declaró culpable en el juicio y fue condenado a muerte. Un científico inglés describió la patología de Romasanta como “Licantropía”, defendiendo el hecho de que el orensano era un enfermo, no un criminal. Fue así como se le cambió la pena por reclusión perpetua, aunque el antiguo sacamantecas, seguramente de pena, murió no mucho después.

La historia detrás del hombre lobo de Allariz nos revela que el misterioso hombre fue condenado por nueve muertes y absuelto de cuatro. Pasó a la historia como el único caso perfectamente documentado de licantropía en España, aunque realmente nadie lo creyera en su momento. Por lo general sus víctimas siempre eran presas fáciles, mujeres o niños. Las mataba con las manos y la boca y luego de eso se las comía.

Fue tragado por una ballena pero sobrevivió

Entre las historias reales increibles que debemos conocer está la de  James Bartley, el marino que sobrevivió a pesar de ser tragado por una ballena. Todo sucedió en el año 1891, fecha en la que el joven de origen inglés realizaba su primer viaje a bordo del The Star of the East. La nave en la cual se trasladaba se encontraba en las islas Malvinas en búsqueda del cachalote, las más grandes de las ballenas con dientes.

Una vez adentrados en el Atlántico, los tripulantes buscaban fervientemente a la criatura y en una de esas vieron en el horizonte la cola del mamífero. Corrieron rápidamente hasta donde se encontraba el animal y desenganchar dos botes faeneros, preparando las herramientas para dar captura. Cuando se encontraban cerca de la ballena, un arponero atravesó el cuerpo del cachalote.

Narra la historia que el animal comenzó a revolverse de dolor y agitaba las aguas de una manera impresionante. Luego de tanta resistencia, la cola del animal volcó uno de los botes y todas las personas que se encontraban en el bote cayeron al agua. Los otros tripulantes que se encontraban en el otro bote corriendo a rescatar a sus amigos pescadores, cuando contaron se dieron cuenta que faltaban dos de ellos, y uno era Bartley. Después de buscarlos insistentemente, concluyeron que habían muerto ahogados.

Una vez que el cachalote había muerto y fue conducido a la costa, los tripulantes comenzaron a destripar a la ballena. Es importante recordar que esa práctica era normal para la época debido a que el aceite de este tipo de animales tenía un alto valor en el mercado. Cuando abrieron el animal, lograron ver algo asombroso. Los tripulantes observaron como un costal visceral se deslizaba hasta sus pies.

Cuando abrieron el costal se llevaron una gran sorpresa. Se trataba de Bartley, quien aún respiraba, pero se encontraba pálido como un fantasma. Los marines le dieron un baño con agua fría de mar y volvió a tener consciencia. Con el pasar del tiempo logró recuperarse totalmente y contó que solo recordaba ser atrapado por la ballena, para luego entrar en completa oscuridad.

Así como está sorprendente historia, también vale la pena recordar que existen otras tantas que han ocurrido a lo largo de la humanidad, incluso desde tiempos bíblicos vienen sucediendo episodios como estos, donde hombres son tragados por ballenas. Ocurrió en la Biblia con el personaje de nombre Jonas. Como él, han sido muchos los casos de personas que aseguran haber sido tragadas por una ballena y logrado sobrevivir al episodio.

Un hombre de 52 años que iba en una expedición registrando vida marina también vivió un episodio parecido. Cuando el buzo se encontraba sumergido en el agua, de la nada una ballena lo tragó y posteriormente lo dejó cerca de la orilla del lugar donde se encontraba. El grupo de personas que acompañaban a este hombre quedó impactado ante tal escena y todavía se preguntan qué fue lo que motivó a la ballena a dejarlo en la orilla, pues pensaron en un momento que se lo comería vivo.

El protagonista de esa historia es nada más y nada menos que Rainer Schimpf, quien relata que no sintió miedo después que la ballena lo tragada, pues tenía la convicción de que el animal lo iba a regresar con vida, aunque no todos los casos esto sucede pues hay oportunidades en los que la ballena no devuelve a sus víctimas y termina comiéndoselas viva.

Incluso este hombre, Rainer Schimpf, aseguró tener una conexión directa con el animal y eso fue lo que lo llevó a estar confiado durante ese terrorífico episodio de su vida. Según la historia, el hombre estaba tratando de obtener una foto de un tiburón, cuando de repente el agua comenzó a oscurecerse y sintió una presión en su cadera. Una ballena puede llegar a medir hasta 15 metros de largo, al parecer, el animal había abierto su boca para alimentarse y accidentalmente, entró Schimpf en vez del alimento.

Afortunadamente la ballena no se sumergió por completo en el agua y el hombre finalmente fue escupido sano y salvo en cuestión de segundos. Se trató de uno de los casos más sorprendentes de la historia y aún las personas no se explican cómo este hombre logró sobrevivir al terrible episodio. Sin duda una de las historias reales más impactantes del mundo.

El siniestro viaje de la cabeza de Oliver Cromwell

Una de las historias reales que merecen ser analizadas es la de Oliver Cromwell, político, militar inglés y un fanático religioso seguidor del cristianismo. Está considerado como un símbolo de la república denominada Mancomunidad de Inglaterra, durante el siglo XVII. A lo largo de su vida logró cumplir sus objetivos, sin embargo, murió de malaria y de un cálculo renal en 1658, siendo enterrado con todos los honores.

Tres años después de su muerte, es decir, en la década de 1661, Oliver Cromwell fue exhumado de la Abadía de Westminster y sujeto al ritual de la ejecución póstuma como una manera de expresar la venganza por parte de Carlos II, al hombre que había firmado la sentencia de muerte de su padre. Su cuerpo fue arrastrado por las calles con un trineo, ahorcado con cadenas y luego arrojado a una fosa.

Cuando arribó la noche, fue descolgado y su cabeza fue cortada para ser exhibida en lo alto de un poste clavado a la entrada de la Abadía de Westminster, donde permaneció 24 años, hasta 1685, cuando comenzó a atravesar un largo viaje. Según narra la historia, durante el viaje, la cabeza cayó al suelo y fue tomaba por un guardia real que transitaba por allí, pensando que nadie lo estaba observando.

El guardia tomó la cabeza de Cromwell y la ocultó hasta que en el año 1710, la macabra reliquia apareció en un espectáculo de curiosidades. Pasó por las manos de un actor y un joyero hasta que por último, en 1960, fue discretamente enterrada en los jardines del Sidney Sussex College donde después de tres siglos de su muerte, puede descansar en paz.

La historia de una familia caníbal

En el mundo existen historias reales que parecen superar con creces la ficción. Muchas de estas historias han servido de inspiración para innumerables películas de terror, una de ellas es la película “Las Colinas tienen ojos”, un remake de título homónimo rodada en 1977. En esta producción se narran cómo fueron los espantosos crímenes cometidos por una extraña familia caníbal que se refugiaba en un pueblo abandonado en las montañas de México, una de las historias reales cortas más emocionantes del mundo.

Esta historia tiene un basamento real, una leyenda despiadada cuyo origen se asemeja a la leyenda de la familia de Sawney Beane de Escocia. Los Beane eran una familia del siglo XVI muy particular, tan particular que fue enviado todo un destacamento entero del ejército con el fin de terminarlos. La historia cuenta que Sawney Beane, su esposa, ocho hijos, seis hijas y 32 nietos, eran una familia de caníbales que llegaron a devorar a más de mil personas.

La existencia de esta peligrosa familia llegó a oídos de James VI, rey de Escocia, quien ordenó enviar una batida de 400 personas, con él a la cabeza, además de perros de caza con el objetivo de eliminar a estos monstruos humanos. Les costó llegar al lugar de refugio pero cuando lo encontraron, vieron a la familia completa (48 personas) rodeadas de cuerpos mutilados.

El rey los declaró de bestias salvajes y sin derecho a juicio alguno. Los hombres de esta familia caníbal fueron desmembrados en público, mientras que las mujeres fueron quemadas vivas.

El exorcista, la película maldita

El exorcista está considerada como una de las películas de terror más emblemáticas y famosas en la historia del mundo cinematográfico. Fue rodada en la década de 1973 por parte de William Friedkin y actualmente se le describe como la precursora de las películas de terror. Desde que fue lanzada al mercado, esta película se convirtió en un impresionante récords de taquilla.

Ciertamente si la vemos ahora, la nueva generación podría decir que es una película sencilla y sin mayor terror, sin embargo, para su momento, el exorcista representó uno de los film más terroríficos de la era. En el año de su estreno supuso un auténtico shock para los públicos que no estaban acostumbrados a ver escenas de ese nivel.

Afirman algunas fuentes que varios espectadores vivieron momentos de terror al ver esta película, incluso, hubo personas que hasta vomitaron en su asiento al ver a Regan MacNeil expulsar por la boca una masa viscosa de color amarillento. Cuenta su director, William Friedkin, que su intención era realizar la película más terrorífica de todos los tiempos, algo que parece haber logrado.

En su visión de crear una película de terror genuina, el director del exorcista solicitó que la habitación de Regan, estuviera en una cámara frigorífica. De ahí que en algunas escenas los actores, en especial Linda, experimentaran frío intenso, que queda muy bien reflejado en sus rostros. El vaho que salía de sus bocas cuando hablaban era totalmente real.

Otra de las escenas reales de esta película fue cuando la niña abofeteó a Ellen Burstyn, actriz que encarnó a la madre, para que le doliera de verdad. Estamos frente a una de las películas más emblemáticas y recordadas por el público, especialmente por los amantes del terror y el miedo. Pero, ¿Fue el exorcista una película maldita?

Quizás mucho ya conocen la historia que se esconde detrás de la película El Exorcista, pero para las nuevas generaciones, es importante recordar que esta producción estuvo basada en una historia real, una historia que conoció William Peter Blatty sobre un joven estudiante de la Universidad de Georgetown que fue poseído y exorcizado por un sacerdote local.

De esa historia surgió la película El Exorcista, siendo de inspiración para el director William quien no dudó convertir la historia en una fascinante película de terror. Se cree que fue una película maldita debido a que durante el primer día de rodaje murieron tres personas: El abuelo de Linda Blair, el hermano de Max Von Sydow, y el hijo, de un solo día de vida. Todas estas muertes ocurrieron a la misma hora.

Pero la maldición no terminó allí. El estudio de la Warner se prendió en llamas en tres ocasiones, por lo que se recurrió a la bendición de Thomas V. Bermingham, un sacerdote local. Después de eso, ocurrieron muchas muertes extrañas y misteriosas que se suman a las muertes sucedidas en el primer día de rodaje. Una de esas muertes fue la del vigilante de los estudios, Jack MacGowran, quien murió por una extraña gripe en la vida real.

Hay versiones que apunta a que varias personas del equipo técnico de esta película también murieron en extrañas circunstancias. La maldición continuó en la década de 1975, cuando la película se adaptó a una obra de teatro. Una de las actrices de esta obra encargada de interpretar a Regan fue encontrada muerta en su habitación un día después del estreno de la pieza teatral.

La mujer fue hallada con los brazos en cruz y rodeada de vómitos. Nadie supo qué fue lo que ocurrió. Asimismo, en la tercera parte de la saga “Exorcista: El comienzo”, el primer director asignado falleció, el segundo fue atropellado pero logró sobrevivir al accidente. Como podemos notar, la película estuvo caracterizada por las desgracias, llegando a considerarse una película maldita.

La reencarnación de Demet

Hay quienes consideran que reencarnarse ayuda a purificar el espíritu viciado de la vida que se ha llevado. Históricamente se ha tenido la creencia que la reencarnación es sinónimo de limpieza, especialmente de nuestra alma la cual pasa por diversas pruebas durante la vida. Se trata de una de las tantas creencias que existen en torno a la reencarnación, que inundan de misticismo la existencia de pueblos sometidos al yugo de la pobreza o catástrofes climáticas.

Una de las preguntas que se hacen psicólogos clínicos especializados en el tema de la reencarnación es ¿Quién fui en mi anterior vida? De hecho muchos expertos han realizado investigaciones en torno al tema, recurriendo a la llamada “hipnosis regresiva” donde la mente llega a un punto en su sueño que es capaz de rememorar supuestas vidas pasadas.

Esta hipnosis regresiva suele ser muy común en los niños, de hecho, la sabiduría popular asegura que los niños, durante sus primeros años de vida, siguen vinculados a esos recuerdos de tiempos pasados y que pueden llegar a hablar de otra casa, otros padres, otros amigos, hasta de otros juguetes. Pero al adquirir experiencias nuevas van eliminando esos recuerdos de la vida pasada.

Uno de los casos más sorprendentes de hipnosis regresiva en niños fue el de la pequeña niña turca de nombre, Demet, una de las historias reales más impactantes del mundo. La historia comenzó el 1 de noviembre de 1998, cuando se reporta la muerte de una joven en un accidente de tránsito. El nombre de la víctima era Atra Kapi. 28 días después nació, cerca de allí, una niña bastante especial llamada Demet.

Todo marchaba bien hasta que la niña Demet comenzó a pronunciar sus primeras palabras. Sus familiares aseguran que desde que ella aprendió a hablar, empezó a contar una extraña historia: La niña afirmaba que tenía dos madres, incluso decía el nombre de esa otra madre y cuando lo hacía, tomaba una actitud de nervios, lloraba y temblaba.

Cada vez que pasaban cerca del lugar donde ocurrió el accidente en 1998, la niña Demet comenzaba a llorar, aparentemente sin motivo alguno. Atra había muerto allí y la niña, cada vez que pasaba por el lugar, decía “aquí fue donde tuvimos el accidente”. Para su familia, la situación de Demet era un don divino, una manera de ayuda para las personas que mueren inesperadamente.

El misterioso caso de la niña Demet llevó a que un investigador se interesara en su historia de vida y decidiera ir más allá. Por eso, este investigador acudió a hablar con la familia de la joven fallecida en el accidente, Atra Kapi. La versión contada por su familia y la de la niña Demet coincidían de tal manera que uno se estremece al escucharlas.

Cierto o no, la realidad es que la niña Demet se ha convertido en una verdadera bendición para su familia, siendo considerada una niña especial, sensible y muy compasiva, incluso sus padres ven en ella la confirmación de su fe. La lectura que se pueden hacer respecto a la reencarnación de Demet son varias.

Una de las lecturas es la idea de que tenemos una segunda, tercera y hasta cuarta oportunidad de redimirnos hasta alcanzar la perfección espiritual y limpiar nuestro karma. Alivia el peso del existencialismo y atenúa el miedo a la muerte. Se ha convertido en una de las historias reales más misteriosas pero a su vez, inspiradoras del mundo.

En pocas palabras se podría decir que existe entre todas las creencias de la reencarnación, una esperanzadora. Esta asegura que no solo hay una reencarnación en la vida, sino por el contrario, son varias, incluso todas las necesarias para redimirnos, logrando alcanzar la perfección espiritual y teniendo un karma limpio. Aliviando el peso que conlleva el miedo a la muerte.

El caso de la reencarnación de la niña Demet continúa despertando mucha curiosidad en el mundo y aún cuando esta niña ya no es tan niña, sus padres la siguen viendo con poderes especiales y dones para la adivinación. Al igual que ella, existen otra infinidad de casos de personas que aseguran haber vivido una vida en el pasado y estar en su etapa de reencarnación.

Panteón Chase, ataúdes que se mueven solos

En esta parte de nuestro artículo vamos a compartir con ustedes otra de las historias reales más impactantes y sorprendentes del mundo. Se trata del Panteón Chase, ataúdes que se mueven solos. Nos trasladamos a la Isla de Barbados, perteneciente a las Antillas menores, donde existe una leyenda que hoy día no ha podido ser resulta, más allá de la especulación.

Narra la historia que en el cementerio Christ Church ocurrió un hecho alarmante, aterrador y escalofriante que causó conmoción entre todos los habitantes de la localidad. La protagonista de esta historia es una cripta, la cual está actualmente abandonada y a donde nadie se atreve a entrar por miedo. La tumba tiene su origen en el año 1742 y cuenta la historia que la misma perteneció a la familia Walrond pero que no llegaron a utilizarla nunca y fue vendida a una familia amiga.

La familia que compró la tumba fue Elliot. El 31 de julio del año 1807, Thomasina Goddard, un familiar de los dueños del mausoleo, fue enterrada en ese lugar en una modesta caja de madera que colocaron en los paneles superiores de la tumba. Tiempo después, el panteón fue vendido a una nueva familia, específicamente a la familia Chase, considerados como gente violenta y agresiva, involucrados en hechos delictivos.

Transcurrió el primer año de haber comprado la tumba, cuando el lugar tuvo otro integrante más, se trató de Mary Ann Chase, quien con tan solo 2 años de edad, había encontrado la muerte en manos de su propio padre, Coronel Thomas Chase. El cuerpo sin vida de la niña fue inhumado en un ataúd de plomo. Cuatro años más tarde, el mausoleo fue reabierto para enterrar al hermano de la niña, Dorcas Chase, quien murió al quedarse encerrado intencionalmente en su propia habitación.

Allí comenzaría una terrible historia: Cuentan testigos que cuando iban a enterrar al hermano de la niña, los encargados de realizar las labores de sepultura vieron con horror como el cajón de la joven Mary Ann había sido corrido hacia el otro extremo del cuarto y estaba cabeza abajo. Al ver la situación, los hombres salieron corriendo temerosos del lugar, afirmando que el hecho era obra de espíritus malignos.

El coronel Chase llamó a otros esclavos y los obligó a acomodar el ataúd de la joven, además de colocar el nuevo en el sitio que le correspondía, mientras acusaba a bandidos esclavos por lo acontecido en la tumba de su hija, quien él mismo había asesinado cuando tenía apenas dos años de edad. Un mes después de la muerte de su hijo, el coronel se suicidó y fue sepultado junto a su familia en el panteón.

En esa oportunidad todo transcurrió con normalidad, es decir, cuando fueron a sepultar el cuerpo del coronel, los trabajadores no observaron nada irregular en el lugar a diferencia de la vez anterior cuando una de las tumbas había sido movida de sitio y colocada boca abajo. En 1816 ocurre la muerte de otro integrante de la familia, Samuel Brewster Ames Chase y cuando lo fueron a enterrar, ocurrió otro macabro hallazgo.

Las tumbas de Mary Ann, Dorcas y la del coronel estaban cabeza abajo apoyados contra el muro opuesto de la sala. Estos hechos misteriosos fueron notificados al gobernador de la isla Lord Combermere quien al comprobar con sus propios ojos, ordenó que se cubriera el piso del panteón con arena fina con el objetivo de quien entrarse para cometer su fechoría dejará marcadas las huellas.

También dejó esparcidos en el lugar varios objetos de gran valor, cambió la vieja cerradura y ordenó sellar la puerta de hierro con yeso y piedras. La historia de los ataúdes movedizos fue pasando de generación en generación, siendo una historia conocida no solo en la isla sino en sus alrededores. A lo ocurrido, se le suma algunas versiones de testigos que aseguran haber escuchado sonidos fuertes y gemidos de dolor que salían de la tumba.

Tiempo después las autoridades fueron hasta el lugar y encontraron que todo estaba tal cual lo habían dejado la última vez, incluso los objetos de valor no fueron robados, es decir, permanecían allí. Muchos aseguran que los sucesos se debían a fuerzas sobrenaturales pero esto o pudo confirmarse ni siquiera por expertos en lo paranormal.

A causa de lo ocurrido, el gobernador ordenó que el mausoleo se vaciara y que los cuerpos de las víctimas fueran trasladados a otro nicho. Hoy en día el panteón se encuentra abierto al público y pueden ir todo tipo de personas a revivir esta misteriosa historia convertida en leyenda.

Carla Moran, la historia real tras la película El Ente

El Ente se considera una de las películas más recordadas de la historia protagonizada por Barbara Hershey, en esta producción, una mujer de nombre Carla Moran, era violada repetidas veces por un ser que no podía ser visto con ojos humanos. Se trata de una historia basada en hechos reales y llevada al cine. Se sabe que históricamente han ocurrido muchos casos de agresiones sexuales a mujeres por parte de seres paranormales que eran atribuidos a íncubos y súcubo, demonios atraídos por las mujeres.

La película fue escrita basada en la historia real de Carla Moran, historia que vamos a conocer a continuación. En el año 1974, el departamento de psiquiatría de la Universidad de California, recibió el caso de una mujer identificada como Carla Moran, quien denunció haber sido abusada sexualmente en varias oportunidades por un ser invisible.

En una de las entrevistas, Morán expresó sentir mucho miedo cada vez que ocurrían los abusos sexuales. Relató que todas las noches en su habitación era poseída carnalmente y contra su voluntad por una entidad desconocida que además de violarla repetidas veces, la golpeaba por todo el cuerpo y laceraba sus genitales.

La primera impresión de los expertos en el tema de la psicología fue que la joven Carla Moran tenía algunos desórdenes psíquicos, sin embargo, a medida que fueron investigando, su opinión cambió de parecer. La mujer presentaba magulladuras en su cuerpo, que por ningún modo pudo haber sido provocadas intencionalmente por ella misma. El caso fue tomado con mayor seriedad luego de ver la magnitud de las heridas.

Los investigadores entrevistaron largamente a la mujer, además de sus hijos y personas allegadas a la víctima. Para sorpresa de los investigadores, todos los interrogados aseguraron haber presenciado en alguna oportunidad el flagelo que el Ente le propiciaba a la víctima. Se comprobó que Carla era emocionalmente estable y que no sufría de ningún desorden mental.

Después de varias investigaciones, el equipo de científicos decide instalarse de manera permanente en la casa de la mujer para documentar las agresiones. Lograron observar balas de luz que rodeaban constantemente a la mujer, además de ser testigos de extraños sucesos. En una oportunidad la mujer comenzó a gritar “está en el dormitorio” y los investigadores tomaron fotos donde se ve el torso de Carla pero su rostro aparece borrado.

Otro día, los investigadores observaron la aparición de una luz que salió de la pared y se expandió en medio de la habitación hacia todas las direcciones. La versión de los científicos fue que la imagen se asemejaba a tres luces redondas, una verde amarillenta y dos blancas. Carla aseguraba que su atacante era un hombre y que en ocasiones solía estar acompañado de otras criaturas que se encargaban de sujetarle las piernas mientras recibía la penetración.

Los científicos llegaron a un punto de no saber que más hacer para resolver el caso. Mientras avanzaban los días, Carla se mostraba más cansada y enferma, además que su salud mental estaba al punto del colapso. Psiquiatras ni exorcistas lograron liberarla del ser que la poseía a diario. Los ataques hicieron que la mujer sufriera de tres embarazos psicológicos.

No encontrando más salidas, Carla decidió ir al laboratorio de la Universidad de California donde vivió dentro de una casa de cristal especialmente diseñada para ella. Allí era monitoreada por cámaras de seguridad, a pesar de ello, el Ente pudo hallarla y lograr su cometido, es decir, abusar sexualmente de ella. Finalmente ella y su familia se mudaron a Texas para encontrar paz y desde allí no se supo más de ella ni si los ataques continuaron o no.

El exorcismo de Anneliese Michel

Hablemos en esta oportunidad sobre otra de las historias reales más terroríficas de la historia. Se trata de la historia de la joven estudiante Anneliese Michel, nacida en Baviera, Alemania en el año 1952. Nació en el seno de una familia apasionada por la religiosidad y fue educada como ferviente seguidora de la fe católica. Su historia sirvió de inspiración para las películas “El exorcismo de Emily” y “Réquiem”:

Narra la historia que Anneliese Michel era una joven como cualquier otra, tenía sueños y gran apego a la vida. Cuando cumplió sus 16 años de edad, la chica comenzó a experimentar cosas extrañas en su vida. Empezó a sufrir de ataques y consiguientes pérdidas de conciencia los cuales fueron atribuidos en un primer momento a un cuadro epiléptico, sin embargo, el tratamiento usado para esos casos no le generaba resultados positivos.

Al cumplir la mayoría de edad, los ataques misteriosos en Anneliese empeoraron aún más, llegando a tener alucinaciones en las cuales afirmaba haber visto caras demoníacas y oír voces que le decían estar condenada y su alma ardería en las llamas del infierno. Fue allí cuando es internada en el hospital, e donde le suministran anticonvulsionantes, que en vez de ayudarla, lo que hacían era afectar gravemente su cerebro.

Cansada de los constantes ataques, la joven Anneliese decide que le hagan un exorcismo, afirmando estar convencida que estaba poseída por espíritus maléficos y malignos. Su petición fue negada y los médicos proceden a recetar Periciazina, aumentando sus convulsiones. En el año 1973, la joven empieza a tomar Tegretol, fármaco que le causa graves efectos en sus glóbulos rojos, disminuyendo su conciencia.

Después de un tiempo la joven mejoró considerablemente y fue dada de alta, período que aprovechó para completar sus estudios en la Universidad de Würzburg. Después de todo lo que vivió, Anneliese lógicamente no era la misma joven de antes. Ahora se mostraba irascible, advertía rostros de demonios en las caras de la gente que le rodeaba. Todo el tiempo se mostraba agresiva y dormía en el suelo, además de comer insectos y carbón.

La familia de la joven aseguraba estaba muy consternada y desesperada por la conducta de Anneliese, quien en una oportunidad pasó dos días bajo la mesa ladrando como un perro. Ella también solía gritar por largas horas, destruir toda imagen santa y se orinaba por toda la casa. Los padres de la joven comenzaron a sospechar que se trataba de una posesión demoníaca.

Fue en ese momento cuando empezaron a buscar ayuda espiritual. Fueron hasta un sacerdote exorcista para que liberara a su hija de los demonios que le estaban atormentados el alma. En las parroquias los encargados le decían que la joven debía ser atendida por un médico debido a que no existían pruebas convincentes que confirmaran que estaba siendo atacada por demonios. La iglesia se basaba en que los poseídos hablaban en lenguas desconocidas y poderes sobrenaturales ella no tenía esas características.

En el año 1974 y luego de varios intentos, el padre Ernst Alt pidió autorización para llevar adelante el exorcismo, estando convencido que el caso de Anneliese se trataba de una posesión demoníaca. Sin embargo no fue sino hasta un año después que el Obispo de Wurzburg, Josef Stangl, le autoriza ejercer su función y el padre le pide ayuda al sacerdote Arnold Renz para hacer el exorcismo.

Entre 1975 y 1976, los dos sacerdotes realizaban dos sesiones de exorcismo por semana a Anneliese. Toda la familia de la joven acompañaba los rezos, mientras que ella se agitaba ferozmente y lanzaba golpes fuertes. Ese exorcismo fue grabado en cintas que aún se conservan y donde es posible escuchar la voz de Anneliese junto a multitud de personalidades. Dijo estar poseída por al menos seis espíritus.

Después de varias sesiones, la joven parecía volver a la normalidad. Recuperó la salud y pudo regresar a clases y frecuentar la iglesia, sin embargo, sus ataques “epilépticos” no cesaron. Con el tiempo, su padecimiento regresó y comenzó a dejar de comer. Finalmente la joven murió el 1 de julio de 1976 mientras su madre grababa el deceso. Tanto los padres como los sacerdotes encargados del exorcismo fueron declarados culpables de asesinato por negligencia.

Enterrada viva, el caso de la señora Blunden

A lo largo de la historia mundial han sido muchos los casos de personas que aseguran haber sido enterradas aún con vida, de hecho, ser enterrado vivo representa una de las peores formas de cruzar el umbral del otro mundo. Hay quienes lo consideran como uno de los momentos más terroríficos y antiguos de la historia de la humanidad.

En esta parte de nuestro artículo queremos hablar sobre uno de estos casos que llamó la atención de muchos en el mundo. Se trata de la historia de una humilde mujer de una localidad de Inglaterra quien fue enterrada viva en varias oportunidades. Vamos a trasladarnos a la década de 1674 cuando ocurrió todo. El nombre de la protagonista de esta historia fue la señora Blunden.

Esta mujer vivía en Wote Street, Basingstoke y se le conoció por ser la esposa de un destacado comerciante local de malta. Al momento de ocurrir todos los acontecimientos, el esposo de la víctima se encontraba haciendo algunos negocios en Londres. Quienes conocieron a la mujer la describen de aspecto rechoncho. Aseguran que a ella le gustaba tomar una copa después de cada comida.

Una noche, de manera misteriosa, la mujer en vez de tomar su bebida favorita como lo era el brandy, bebió en su lugar una considerable cantidad de agua adormidera que le había recetado el boticario. La razón del por qué ella bebió esa agua adormidera y no el brandy es un misterio que aún sigue sin resolverse. Hay quienes consideran que pudo haber sido un error de sus sirvientas y otros aseguran que fue intencional.

Luego de tomar la bebida, la mujer comenzó a sentirse fría como un muerto, perdió el pulso, no se oían los latidos de su corazón y su aliento no se le sentía cuando se le acercaban a su nariz o a su boca. Todas las personas creyeron en ese momento que la mujer estaba muerta. El boticario confirmó horas después que la causa aparente de su muerte había sido el consumo del agua adormidera.

Cuando el esposo de la mujer se enteró de la muerte ordenó que su esposa no fuera enterrada hasta después de que él no regresaba de su viaje en unos días. No obstante, sus deseos no fueron cumplidos debido a que la familia de la fallecida consideró que con el calor del verano, el olor de la descomposición resultaría desagradable en poco tiempo, por lo que tendría que ser enterrada rápidamente.

Un día después de su muerte, el cuerpo de la mujer fue colocado en un ataúd herméticamente cerrado y trasladada a la capilla del Espíritu Santo donde se dio comienzo a su funeral. Una de las personas encargadas de llevar en peso la urna aseguró haber oído golpes dentro del mismo, como si la mujer estuviese con vida y desesperada, pero pensó que todo se debía a imaginaciones de él. El cuerpo fue finalmente enterrado.

Horas después de su entierro comenzó el misterio. Cuando unos niños se encontraban jugando en el cementerio dijeron haber escuchado algunos ruidos fantasmales y determinaron que venían de la fosa de la señora Blunden. Colocaron sus oídos en el suelo y uno de los niños afirmó escuchar la frase “Sáquenme de mi tumba, por Dios”.

Los niños se llenaron de temor y corrieron hasta el pueblo para informar de lo que había sucedido, pero como era de esperarse, nadie les creyó la historia. Regresaron y volvieron a escuchar los gritos por lo que nuevamente van hasta el pueblo para informar y convencieron a algunos vecinos para que fueran con ellos. Los vecinos exhumaron el ataúd pero apareció completamente magullada por los golpes de desesperación.

La señora se había desmayado y todos pensaron que era cierto que había sido enterrada viva, sin embargo, no había podido resistir y murió nuevamente. Fue enterrada otra vez, pero nadie imaginó que la mujer estaba era en un estado de shock, es decir, cuando despertó estaba otra vez bajo tierra. La historia dice que cuando fue exhumada nuevamente, los golpes eran aún más marcados. Los forenses finalmente confirmaron la muerte de la mujer que fue enterrada viva en dos oportunidades.

El misterio de Tunguska

Cuenta la historia que Laszlo corría orgulloso por la fría estepa durante su primera salida con su abuelo, un anciano pastor siberiano que día tras día, desde hacía más de 40 años, salía cada mañana con sus ovejas para que éstas reposan tranquilas y pastaran en las colinas de Tunguska. De pronto el abuelo expresó una frase que dejó pensativo a su nieto.

“Mira, Laszlo, con este tallo puedes hacer infusiones que te servirán para curar los dolores de huesos, y con éste es con el que tu madre te hace los emplastes para cuando te caes, aplicándolo sobre los arañazos”. El nieto mirada con cierta incredulidad a su abuelo, que no paraba de masticar entre sus dientes un fino brote de hierba. Se agachó para coger otro para él.

De manera sorpresiva, bajó del cielo a 11 kms/seg. Un estruendo estremecedor que rasgó el cielo. La velocidad fue tal que ni Laszlo ni su abuelo pudieron ver lo que descendía del cielo, solo tuvieron tiempo justo para levantar la vista al cielo y ver el fulgurante resplandor que iluminó todo el firmamento. La explosión y el fogonazo posterior arrasó más de 2.400 kilómetros cuadrados de bosque y 60 mil árboles que fueron arrancados de raíz.

Todo ocurrió el 30 de junio de 1908 y cuando han pasado más de 100 años de lo ocurrido, aún nadie explica lo que sucedió ese día en Tunguska. La verdad es que ni el nieto ni su abuelo existieron en la realidad, lo que sí fue un hecho cierto fue aquel extraño suceso. Mucho lo llamaron como un enorme meteorito con el tamaño de un campo de fútbol que entró en nuestra atmósfera.

Los reportes indican que el reloj marcaba las 7:17 minutos de la mañana cuando a 8 mil metros de altura la roca explotó en una gran bola de fuego, con una fuerza equivalente a una bomba atómica de 12 megatones. Se estima que en esa oportunidad desapareció una superficie similar a la ciudad de Madrid, se podrán imaginar la magnitud de la explosión.

La sacudida fue tal que todos los sismógrafos del mundo pudieron registrar el movimiento telúrico. Tras la explosión, se arrojó una gran cantidad de polvo al aire que éste se hizo tan espeso que la estratosfera reflejaba la luz del sol desviándose. El suceso provocó que la ciudad de Londres tuviese por muchos días, noches con luz solar que le llegaba desde Tunguska.

Narra la historia que el día de lo ocurrido nadie mostró interés por lo que estaba sucediendo, no fue sino hasta el año 1927, con Stalin como secretario general de la Unión Soviética, cuando se comenzó a investigar de manera serie el extraño suceso. Todo el mundo se hacía la misma pregunta, ¿Qué había ocurrido allí? No había cráter pero sí que estaba todo quemado y los árboles arrancados de raíz.

Unos años después, específicamente en 1958, Kirill Florensky continuó realizando la investigación de lo ocurrido y encontró polvo de cometas, roca fundida y magnetita. A partir de los años 70 la localidad de Tunguska comenzó a experimentar de cerca el misterio dado que la zona quemada presenta una extraña forma de mariposa cuando se observa desde el aire.

También los expertos aseguran que hay signos de radioactividad similar a la que dejaría cualquier bomba atómica, sin embargo, recordemos que el suceso ocurrió en 1908 y para ese año no había reporta de existencia de la bomba de hidrógeno. Los rumores comenzaron a surgir y algunos creen que lo que ocurrió ese día no era un meteorito sino un OVNI.

Desde que ocurrió el extraño suceso han surgido varias leyendas urbanas relacionadas con este hecho, una de las más famosas es la que apunta a que todo se debió a un experimento de Nikola Tesla, un inventor que se ha hecho famoso por sus experimentos locos, por su visión de futuro, pero también por sus fracasos al momento de demostrarlos. Dicen que lo de Tunguska fue otro de sus varios experimentos que no tuvieron el resultado esperado.

Hace poco un grupo de científicos de origen italiano se interesó por investigar lo que había ocurrido y lanzó la tesis del meteorito de baja densidad como fenómeno causante de tal devastación. Lo cierto es que existen muchas teorías, pero solo quedan allí, en teorías, y la falta de prueba es lo que prevalece hasta la fecha.

La ruta de la Seda, su historia

Una de las historias reales más fascinantes del mundo tiene que ver con la llamada Ruta de la Seda, que no fue más que una red de rutas comerciales organizadas a partir del negocio de la seda china desde el siglo I a.C, que se extendía por todo el continente asiático, logrando conectar a China con otros países como Mongolia, el subcontinente indio, Persia, Arabia, Siria, Turquía, Europa y África.

Para nadie es un secreto que La Ruta de la Seda ha estado caracterizada desde su comienzo por muchas historias y leyendas, especialmente desde el punto de vista de su origen y desarrollo. El empleo de la seda ha sido históricamente un privilegio de los nombres y emperadores. Las riquezas afirmaban la importancia en la economía de la Antigua China e hizo que se convirtiera en uno de los secretos más guardados en aquella época.

El misterio detrás del comercio era tan impresionante que en una oportunidad el propio emperador decretó la pena de muerte para quien intentará exportar huevos de gusanos de la Seda. Pero para todos es bien sabido que ningún secreto puede mantenerse oculto por mucho tiempo. En este caso ocurrió lo mismo: Una princesa en el siglo III d.C vendió la seda a Japón y el monopolio que ésta tenía acabó para China.

En esa oportunidad la princesa responsable de haber vendido la seda a Japón fue acusada de alta traición, sin embargo, a pesar de ello, el secreto siguió sin llegar a Occidente y no fue sino hasta tres siglos después cuando hubo un primer contacto. En el año 536, dos monjes nestorianos escondieron una considerable cantidad de huevos de gusanos de seda dentro de unas cañas de bambú.

Ellos buscaron caminos poco conocidos para lograr llegar desde China hasta Bizancio con el objetivo de entregarle el tesoro a Justiniano, emperador de Constantinopla. Pasó poco tiempo hasta que el comercio de la seda comenzó a prolongarse por la India y otros países musulmanes. Fue así como La Ruta de la Seda se convirtió en un lugar de encuentro, o sólo para el comercio de la seda, sino un cruce de caminos culturales y hasta religiosos que fue recorrido por destacadas personalidades de la historia.

A pesar de su interesante historia lo cierto es que hasta el sol de hoy no existe evidencia clara de cuando comenzó a considerarse aquel camino como encrucijada para desplazarse por todo Oriente. Los habitantes de China sostienen que fue Zhang Qian el padre de la Ruta de la Seda, tomando en cuenta que fue el primero que dejó constancia de todo el camino que recorrió en el año 138 a.C

Durante su camino, Qian pudo describir impactantes lugares y tradiciones de los 36 reinos que componían toda la ruta. La historia nos señala que el término “Ruta de la Seda” fue creado por el geógrafo alemán Ferdinand Freiherr von Richthofen, quien lo introdujo en su obra “Viejas y Nuevas aproximaciones a la Ruta de la Seda” en 1877. Su nombre lo debe a la mercancía más prestigiosa que circulaba por ella como lo era la seda, cuya elaboración era un secreto que solo conocían los chinos.

La historia indica que los romanos, en especial las mujeres, se consideraban amantes número uno de este tejido, tras conocerlo antes del comienzo de nuestra era a través de los partos, quienes se dedicaban a su comercio. Es importante destacar que muchos productos eran comercializados a través de estas rutas, entre ellos, piedras y metales preciosos, telas de lana o de lino, ámbar, marfil, laca, especias, porcelana, vidrio, materiales manufacturados, entre otros.

Vale la pena mencionar que en el año 2004, la UNESCO eligió un tramo de La Ruta de la Seda como Patrimonio de la Humanidad con la denominación Rutas de la Seda: Red viaria de la ruta del corredor Chang´an-Tian-Shan. Corresponde a un tramo de 5000 kilómetros de la gran red viaria de las Rutas de la Seda que inicia en la zona central de China y concluye en la región de Zhetysu, situada en el Asia Central.

El autobús fantasma de St. Marks Road

Hablemos en esta parte de nuestro artículo sobre el autobús fantasma de St. Marks Road, considerada como otra de las grandes historias reales pero misteriosas del mundo. Todo ocurrió en cuestión de segundos, de acuerdo a testigos. Al girar a la derecha, el conductor vio al rojo autobús de dos plantas echársele encima, con los faros encendidos y el motor rugiendo malévolamente.

Por instinto del conductor, en un último segundo pudo cruzar el volante de tal manera que le permitió alejarse de su trayectoria a costa de invadir la acera, en donde logró detener el coche sin haber chocado con las casas u ocasionado males mayores. Mientras eso ocurría, a su espalda, estaba el autobús que poco a poco se desvanecía en la oscuridad de la noche.

El conductor del carro contó su experiencia a la policía poco después de lo ocurrido: “Las luces de sus dos pisos estaban encendidas, pero no vi pasajeros ni tripulación”. Por otra parte, recordaba con claridad haber visto un cartel con el número 7 en la parte delantera del autobús, pero aquella línea, de acuerdo a lo comprobado por los funcionarios policiales, no existía en Londres.

Durante toda la primavera del año 1933 se reportaron varios encuentros con el inexistente autobús de la línea 7. De acuerdo a la versión de los testigos, siempre tenían lugar a altas horas de la noche y en la esquina entre St. Mark Road y Cambridge Garden, calles localizadas en el barrio de North Kensington, una peligrosa curva ciega cuya escasa visibilidad había ocasionado varios accidentes de tránsito en el pasado.

Uno de los últimos accidentes de tránsitos ocurridos en la temible carretera ocurrió un 11 de junio de 1933, cuando en esa oportunidad un conductor murió al estrellarse justo después de la curva contra la pared de una casa. Un testigo del hecho informó a la policía haber visto al misterioso autobús número 7 aproximarse al carro segundos antes de que este se saliese de la vía.

Las autoridades no dudaron en investigar lo ocurrido, aún más porque no era la primera vez que personas aseguraban haber visto al autobús número 7 involucrado en un accidente. La noticia de la existencia de un autobús fantasma comenzó a colmar los titulares de la prensa local y cada vez eran mayores los reportes de vecinos que aseguraban haber observado al autobús merodeando la zona.

Un inspector local de transportes afirmó incluso que había visto el autobús aparcar en un hangar de la estación de autobuses y desaparecer a los pocos segundos como por arte de magia, aún con el motor encendido. Las autoridades policiales desplegaron un gran operativo para dar con la localización del autobús, aunque los esfuerzos no valieron la pena pues nunca encontraron aquel misterioso autobús.

La realidad es que este misterioso autobús logró generar un gran temor y pánico entre todos los conductores que transitaban por esa vía. Las autoridades al ver que no pudieron dar con el paradero del autobús, lo que hicieron fue mejorar la visibilidad del cruce entre St. Mark Road y Cambridge Garden ensanchando la calzada unos metros. Desde aquel momento no se volvió a saber más nada del autobús ni de quien lo conducía.

La leyenda, popular en la localidad, narra que la última vez que el autobús fantasma fue observado en el lugar fue la noche del 11 de julio de 1933 cuando un conductor, tratando de esquivar al veloz colectivo, chocó y murió en el accidente. Se podría considerar como una de las historias reales más terroríficas y misteriosas de la época, una historia que desató el pánico entre los conductores, quienes expresaron no querer manejar por esa zona pensando que el autobús se podía aparecer y provocar un nuevo accidente.

Animales con sexto sentido: Moro, el perro vagabundo de los entierros

Para nadie es un secreto que el comportamiento de los animales, especialmente de los perros, puede llegar a causar asombro en muchas personas debido a que son seres que muestran una alta inteligencia siendo comparados hasta con las personas. En más de una oportunidad ellos parecen haberse adelantado a nuestras necesidades humanas, como si supieran lo que queremos o lo que le íbamos a pedir.

Los animales no solo muestran afecto o atención hacía sus dueños, sino que en ocasiones los animales han llegando a servir para alertar de grandes catástrofes, especialmente en el caso de seísmos. Una de las historias reales más hermosas y a la vez misteriosa es la del caso de Moro, un perro vagabundo que fue bastante especial, aunque temido.

Quienes vivían en Fernán Núñez, un pueblo de la ciudad de Córdoba, no ponían en duda la existencia de un sexto sentido en la vida de esta mascota, pero nadie lo quería cerca, por miedo o superstición. El caso de Moro fue tan impactante que en la actualidad este perro tiene hasta un monumento en la ciudad. La historia narra que el animal logró asistir a más de 600 entierros de vecinos de todo el pueblo.

Cuenta la historia que Moro sabía detectar cuando una persona iba a morir. Aparentemente su sexto sentido siempre lo llevaba a la puerta de la casa donde iba a ocurrir el deceso y una vez allí, esperaba con extrema paciencia hasta que sucedía el hecho. Lo más curioso del caso es que su ritual no finaliza hasta que no había asistido, en el cementerio local, al sepelio de la víctima.

No era para menos que los habitantes del pueblo mostraran cierto rechazo hacia este perro, pues todos le temían al pensar que podían ser ellos una de las próximas víctimas. La actitud del animal asustaba a todos los vecinos que no querían ni verlo de cerca. En más de una oportunidad lo intentaron echar del pueblo pero el perro nunca se quiso apartar del lugar.

Se cuenta que en dos oportunidades los habitantes metieron al perro en camiones de transporte sin que lo supieran los conductores. En la primera ocasión, el perro terminó en Granada, mientras que en la segunda oportunidad Moro terminó en Ciudad Real. Lo extraño de todo es que a los pocos días de lo sucedido, el perro siempre terminaba volviendo a aparecer en el pueblo. Nadie lo llevaba sino que él mismo se regresaba sin importar la distancia.

La historia cuenta que la única vecina de la localidad que tuvo el valor de acercarse al perro durante varios años y alimentarlo fue la que por primera vez lo vio en un entierro de un familiar. Desde ese día, la señora lo tomó como si fuese de ella, aún más por la soledad que sentía al perder a su familiar. El perro se acercaba hasta la carretera y más de una vez lo encontraron sentado al borde de la misma, esperando. Al rato aparecía en la misma carretera un coche fúnebre.

De acuerdo a lo reporte de las autoridades se cree que fueron más de 600 casos contabilizados en los que este perro conocido como Moro tuvo la capacidad de predecir lo que iba a pasar. Una particularidad que tenía este perro es que siempre, hasta el último de sus días, acompañó hasta el último momento a cada uno de los vecinos de Fernán Núñez.

El caso de Moro llamó poderosamente la atención de todos los habitantes del pueblo, llegando a pensar que el animal tenía un poder extrasensorial. Ciertamente fue un caso misterioso pero de acuerdo a varias investigaciones, éste no es el único que ha existido en la historia mundial, de hecho se dice que apenas es uno de los muchos casos de animales en los que se ha constatado que tienen un instinto fuera de lo común.

Según la historia, Moro llegó al pueblo de Fernán Núñez cerca de la década de los 70 y desde el primer momento destacó por poseer una impresionante habilidad como lo era conocer el destino de aquellas personas que iban a fallecer. Moro murió en el año 1983 producto de una brutal paliza que le propinaron unos desalmados incruentos.

12 años después de su muerte fue inaugurado un monumento en el Parque de las Fuentes. El encargado de hacer la escultura fue el artista Juan Polo, quien reflejó la tristeza, la paz y la bondad de un animal que ha entrado por mérito propio en el mundo de la leyenda. Hoy en día, este lugar recibe una importante cantidad de visitantes cada años para recordar el legado dejado por la mascota.

El misterio de Sirio B

Seguramente muchas personas han escuchado hablar acerca de los dogon, una etnia africana que habita en la región central de Mali y en el sur de Níger. Se trata de un pueblo pacífico de pastores, agricultores y artesanos que viven en su gran mayoría en viviendas de adobe, sin embargo, a pesar de la sencillez de su cultura, parecen poseer desde tiempos antiguos, una serie de conocimientos astronómicos desconcertantes para la ciencia moderna.

Entre 1931 y 1956, Marcel Griaule y Germaine Dieterlen, antropólogos franceses, convivieron un tiempo con los dogon, al punto de ser bien aceptados por su comunidad y los insertaron fácilmente a sus tradiciones. Poco a poco fueron descubriendo aspectos relevantes de su cultura, además de la gran importancia que las estrellas tienen en los ritos y los mitos de este pueblo.

Recordemos que de acuerdo a la cosmogonía dogon, el universo fue creado a partir de una estrella muy pesada a que denominan “Po Tolo. Esta estrella, según sus creencias, es invisible debido a que no se puede ver mirando al cielo, sin embargo, creen que gira en torno a la estrella más brillante del firmamento nocturno: Sigu Tolo o Sirio.

Esta creencia resultó un tanto extraña para los antropólogos franceses debido a que “Sirio” efectivamente es un sistema doble, con una estrella muy densa e imposible de ver sin un potente telescopio, Sirio B, que gira en torno a su hermana Sirio A. Cómo llegaron los dogon a conocer su existencia era un gran misterio para estos antropólogos quienes desde que supieron la historia no dejaron que mostrar asombro e impacto.

Lo dogon tenían la particularidad de describir su órbita elíptica con bastante exactitud, además parecían tener otros conocimientos impresionantes, por ejemplo, que Júpiter tiene cuatro lunas y Saturno un anillo. Cada uno de estos datos astronómicos se encuentran imbricados en mitos aparentemente milenarios. Tiempo después de puso en manifiesto que los dogon pudieron adquirir esos conocimientos astronómicos a través de viajeros occidentales.

Ciertamente Sirio B fue descubierta en la década de 1862, pero su extensa densidad no fue tema de debate científico sino hasta 1920, un año bastante reciente como para que los dogon hubiesen incorporado ya ese dato a su mitología. También había otra posible explicación y era que los propios antropólogos franceses hubiesen moldeado de manera intencional o no, los mitos indígenas con sus preguntas.

En el libro “El misterio de Sirio” publicado en la década de 1975 por parte de Robert Temple, se coloca en manifiesto una hipótesis en relación a la verdad detrás del conocimiento de Sirio B por parte de los dogon. En el libro se cree que ellos pudieron adquirir esa información a través de antiguos visitantes alienígenos. Estas teorías encontraron muchos detractores a su paso.

Se le señaló de hacer interpretaciones interesadas de los mitos dogon, en los cuales se esforzaba por encontrar lo que de antemano buscaba, se le acusó de ocultar aquellos aspectos de los trabajos de Griaule y Dieterlen. La verdad es que El Misterio de Sirio no inspira mucha confianza que se diga. Es un libro áspero sin mayor aceptación o veracidad.

La verdad de todo esto es que el pueblo dogon tiene conocimientos avanzados e inexplicables acerca de la estrella Sirio B. El conocimiento es considerado un gran misterio ya que sin necesidad de telescopios o el uso de otra tecnología, los dogon alcanzaron un conocimiento sin igual.

Para quienes no lo sepan, Sirio es llamada la estrella que más brilla durante la noche. Es posible observar desde el polo sur terrestre hasta las latitudes de Islandia. El intenso brillo se ha apreciado desde antiguas civilizaciones, quienes no dejaron de mostrar cierta curiosidad y fantasía por ella. Sirio B se sabe que es una estrella blanca enana, un residuo estelar pequeño.

También se dice que la estrella Sirio B tiene el tamaño del planeta Tierra. A causa de su brillo débil y de su proximidad con la estrella Sirio A, resulta prácticamente imposible observar Sirio B, a menos que se haga uso de un buen telescopio. De acuerdo a estimaciones realizadas en 1851, se cree que Sirio B tarda aproximadamente unos 50 años en dar una vuelta alrededor de Sirio A.

El misterio tras la muerte de Jayne Mansfield

En esta parte de nuestro artículo vamos a hablar acerca de la misteriosa muerte de una de las actrices más emblemáticas y recordadas de la historia mundial como lo fue Jayne Mansfield. Esta estrella murió el 28 de junio del año 1967 en compañía de su entonces novio, Sam Brody y el chófer de ambos al estrellarse en el carro donde se trasladaban por la autopista 90, entre Biloxi y Nueva Orleans.

La muerte de esta actriz generó una gran cantidad de misterios y rumores, aún más al conocer el pasado amoroso de la estrella. Recordemos que ella mantuvo una relación sentimental con el fundador de la Iglesia de Satán, Anton LaVey, relación que dio lugar al nacimiento de muchos rumores y chines. Se cree que él aprovechó la muerte de la actriz para hacer manipulación publicitaria.

La actriz sufrió un aparatoso accidente en el que perdió la vida y del que nació la leyenda urbana de que ella había muerto decapitada, aunque los hechos no sucedieron así, más allá de que algunas personas aseguran ver la cabellera rubia de la estrella en el capó del carro luego del fatídico choque. La leyenda urbana creó la historia de que Jayne Mansfield había sido decapitada en el accidente, pero eso no fue así.

Todas las especulaciones en torno a su muerte partieron luego de ver una foto policial del siniestro, donde aparentemente se observaba una cabeza rubia sobre el capó del carro. En realidad se trataba de la peluca rubia de la actriz, que después del impacto con el camión, había quedado allí.

Al momento de su muerte, la actriz tenía 34 años de edad e iba acompañada por su chófer, por su último amante, el abogado Sam Brody y por tres de sus hijos. Los tres adultos que viajaban en el asiento delantero fallecieron de manera inmediata. Por su parte, los niños, al estar ubicados en el asiento trasero, solo sufrieron algunas lesiones y heridas sin gravedad.

Su muerte puso punto final al declive artístico que venía presentando la actriz Jayne Mansfield, además tuvo un efecto inesperado. El organismo regulador de la seguridad vial obligó a instalar una barra parachoques en la parte inferior de los remolques de tractor. En los Estados Unidos se conoce actualmente como la barra Mansfield debido a que fue después de su accidente que las autoridades comenzaron a aplicarla medida.

El misterio tras su muerte tuvo que ver principalmente con la forma en que aparentemente murió la estrella dado a que muchos pensaron que había sido decapitada. Quienes conocieron su historia como actriz, saben que ella era morena de nacimiento, sin embargo, la tiñeron de rubio platino en busca de una nueva Marilyn Monroe en la industria de la televisión y el cine.

Entre los años de 1956 y 1960 se cree que ella realizó sus mejores trabajos como actriz, con directores de la talla de Frank Tashlin, Stanley Done y Raoul Walsh. Su fama se debió básicamente a su estatus de sex symbol: Se le consideró como una de las primeras estrellas del cine en posar semidesnuda para la reconocida revista PlayBoy en el año 1955.

Haber posado semidesnuda le generó muchos conflictos, sobre todo desde el punto de vista familiar, al punto de casi perder la custodia de su hija Jane Marie, la primera de los cinco hijos que tuvo en total. Ya para los años 60, la carrera de esta estrella del cine había entrado en declive y ya apenas trabajaba más que en producciones europeas de tercera y en algún film erótico.

Del aparatoso y trágico accidente nació de manera inmediata una leyenda urbana en la cual se asegura que la actriz había sido decapitada en el choque, luego las investigaciones policiales confirmaron que no había sido así, aunque sí sufrió un grave traumatismo craneoencefálico. La polémica surgió cuando fue revelada una fotografía policial de que lo parecía ser una cabeza rubia, que en realidad era la peluca de la actriz.

Miré por la ventana y entonces lo vi

Existen historias reales de terror que las personas se encargan de sacar a la luz pública a través del internet. Una de estas historias tiene como protagonista a una joven de apenas 19 años de edad quien relata la siguiente historia. Cuenta que una noche llegó a su casa luego de una larga y extensa jornada de trabajo. La joven estaba muy cansada y fue directo a su dormitorio.

Una vez que entró al lugar fue directo a ponerse su pijama. Cuenta que comenzó a quitarse la ropa y de manera desprevenida miró hacía la ventana para ver su reflejo, sin embargo, en ese momento se llevó un tremendo susto que marcaría su vida para siempre. Narra la joven que cuando miró a la ventana, no vio su reflejo sino que vio la cara un hombre extraño.

En ese momento ella no encontró otra salida que tirarse al piso, llena de mucho miedo. Procedió a apagar la luz como pudo para que al menos ese hombre extraño no pudiese verla más. Cuando intentaba volver a vestirse, vio que en la ventana ya no había una cara de un hombre, por el contrario, ahora estaba en ese mismo lugar una cámara.

La cámara estaba directamente enfocados a ella mientras que la joven intentaba reaccionar al susto. En ese momento salió corriendo de la habitación y fue directo a contarles a su mamá y a su hermano todo lo que había sucedido dentro de su cuarto. El hermano salió al jardín y se encontró la escalera que tenían en el garaje apoyada contra la ventaja de la habitación de la joven, sin embargo, allí no hay nadie más allá de la escalera sola.

En el relato que contó la joven de 19 años a través de internet, asegura que después de allí le costó mucho volver a dormir sin miedo de ser atacada por un ser extraño. Dijo que no pudo dormir durante un año completo, mirando esa ventana fijamente. Hasta ahora nadie de su familia pudo saber a ciencia cierta quién era el hombre que se asomó por la ventaja y mucho menos en manos de quien está el video grabado por esa misteriosa cámara.

Como la historia de esta joven de 19 años existen muchas otras en internet, historias reales cargadas de mucho misterio y terror, pero la mayoría de estas historias comparten una misma característica y es que no logran explicación alguna a lo sucedido. La familia, después de lo que pasó, trató de reforzar la seguridad en la casa y la policía inició una investigación pero sin resultados positivos.

Fue demasiado tarde para ayudarla

En esta parte de nuestro artículo vamos a conocer otra de esas historias reales llenas de misterio y mucho terror. Narra la historia que un día un trabajador de emergencias médicas se encontraba haciendo sus labores cuando sucedió todo. Los hechos ocurrieron aproximadamente a las tres de la madrugada, cuando una señora mayor llamó a la oficina diciendo que se encontraba bien.

La señora sólo logró decir eso y luego cortó la llamada. El trabajador de emergencias médicas intentó obtener más información de los síntomas como indica el protocolo en estos casos, sin embargo, lo único que decía la señora mayor era “es que no me encuentro bien, ¿Puede mandar a alguien para que me ayude? El trabajador pudo obtener la dirección y el número de la persona que estaba llamando. La señora dijo que no había nadie en su casa.

Le preguntó que cómo entraría a su casa y ella le dijo que la puerta estaba abierta, así que podía entrar sin problema los médicos. Pasó un minuto y la señora dijo que iba al baño y que dejaba el teléfono un momento. Antes de eso, el trabajador le pidió que le contará con detalles qué le estaba sucediendo exactamente mientras le mandaban una ambulancia para atenderla.

La señora no explicó nada, lo único que dijo es que iba al baño un minuto y regresaba al teléfono. Después de eso su voz no fue escuchada más. Luego de eso pasaron dos minutos aproximadamente cuando llegaron los auxiliares a la casa de la señora. Uno de esos auxiliares lo llamó y notó que su voz era de preocupación.

“Emergencia… Cómo ha recibido la llamada exactamente? Él le explicó que había sido la propia paciente desde el fijo, y el auxiliar no le contestó directamente sino que usó su móvil para llamar a la oficina, como si no quisieran que le escucharan la voz por radio. ¿Estás segura de que no ha llamado otro familiar o algo? Él le explicó que la llamada la había realizado la propia paciente ocho minutos atrás aproximadamente.

En ese momento el trabajador de emergencias recibió la noticia que jamás se imaginó. El funcionario le notificó que la señora efectivamente estaba en el baño, pero la mujer llevaba al menos 12 horas muerta. El terror se apoderó de él y de todos los funcionarios. Cómo llamó la mujer si estaba muerta? Hubo otra persona en la escena del crimen y desapareció? Fueron preguntas que quedan aún sin explicación. Solo se puede decir que fue una historia real llena de terror y misterios.

La voz que venía del osito de mi infancia

Muchas personas alrededor del mundo han tenido experiencias terroríficas donde los muñecos o peluches son los protagonistas. Precisamente en esta parte de nuestro artículo vamos a conocer una de esas historias reales que más asombro ha generado entre los telespectadores del internet. La historia se titula “La voz que venía del osito de mi infancia” y la narra una joven de 16 años de edad.

Cuenta la chica que ella junto a su familia estaban organizando todo para la mudanza a otro hogar que habían comprando. La familia estaba muy triste por abandonar aquella casa donde habían tenido los mejores recuerdos de sus vidas, incluso fue allí donde prácticamente esta joven de 16 años vivió toda su infancia y juventud. Aunque era duro, tenían que ser fuertes y dejar ese hogar que tanta cosas bonitas les había regalado.

La historia cuenta que varios días antes de llevar a cabo la mudanza, la joven tomó la decisión de rememorar algo que solía hacer cuando estaba en su etapa de infancia. Ella de niña tenía la costumbre, según la historia, de meterse en un armario o almacén que tenía la familia en la parte inferior de las escaleras. Allí pasaba largas horas e invertía el tiempo para leer, acompañada de su linterna que la ayudaba a alumbrar en las noches.

La joven narra que ese lugar se había convertido como una especie de un refugio para su vida. Encontró allí la paz y la seguridad que no había hallado en ninguna otra parte de la residencia. “Allí me sentía en un refugio y como guardamos un montón de colchas y peluches, era perfecto para reclinarse y leer”, cuenta la joven en una carta que hizo pública a través del internet.

Cuando bajo a este refugio con la intención de rememorar aquellos momentos antes de dejar para siempre su casa, la joven experimentó uno de los episodios más terroríficos de su vida. Habían pasado apenas media hora desde que ella había llegado al lugar, cuando decidió moverse un poco con la finalidad de ponerse un poco más cómoda.

Fue en ese preciso instante cuando la joven narra haber escuchado una voz suave, lenta y rasgada que le susurró directamente al oído. En ese momento la muchacha entró en pánico y quedó prácticamente paralizada del miedo. La voz que le habló al oído le dijo “Siempre me haces feliz”. Del susto que sintió al escuchar esa misteriosa voz, la joven se dio un fuerte golpe en la cabeza con el techo y casi rompe la puerta para salir de ahí.

Después de oír esa voz, la joven reaccionó y salió corriendo a contarle a su familia todo lo que había sucedido en ese lugar. Su cara era de impresión, completamente pálida. Luego de varias investigaciones, la familia pudo determinar que esa misteriosa voz provenía de un osito de peluche que le había comprando a la joven cuando era apenas una niña.

El osito de peluche siempre hablaba cuando le aprietan la barriga, lo que se piensa, es que la joven en un momento imprevisto cuando fue a reclinarse sobre él, le apretó la barriga sin querer y el peluche le habló, sin embargo, lo extraño del caso es que cuando ella intenta apretar nuevamente la barriga para ver si en realidad aún hablaba, el peluche no emitió ningún tipo de sonido. Se podría decir que es una de las historias reales más misteriosas y llenas de temor que existen en el mundo.

“Déjame entrar, mi marido me quiere matar”

En esta parte de nuestro artículo vamos a conocer otra de las historias reales más impactantes que podemos encontrar en internet. Esa historia la han titulado de la siguiente manera: “Déjame entrar, mi marido me quiere matar”. Cuenta la historia que la hermana del protagonista de esta narrativa acababa de tener a su primer bebé, un niño que se había convertido en una gran alegría y bendición para toda la familia.

El esposo de su hermana era un hombre que trabajaba de noche por lo que la hermana solía estar muchas horas solas, especialmente las horas nocturnas. Cuando sucedió la historia que le vamos a narra a continuación, esta mujer se encontraba sola en casa dado que su esposo estaba trabajando en el turno de la noche. Narra la historia que cuando el reloj marcaba exactamente las dos de la madrugada, la mujer escuchó algo sorprendente que le causó mucho miedo.

Cuando eran las dos de la mañana, alguien extraño y misterioso, golpeó con mucha fuerza la puerta de su habitación y cuando la mujer se despertó lo primero que hizo fue asomarse por la ventana y cuando lo hace se percata que afuera de su casa está una mujer que le pide ayuda desesperadamente, diciéndole que la deje entrar a su vivienda, asegurando “Mi marido me ha pegado, me ha dado una paliza y ahora me está buscando”:

En ese momento la mujer no sabía qué hacer pues sentía mucho miedo al abrir la puerta y que fuese alguien peligroso que le podía hacer daño a ella y a su hijo. Teniendo un recién nacido en casa, ella no quería involucrarse, así que le dijo en ese momento que no le podía abrir la puerta de su casa pero que iba a llamar de inmediato a la policía para que le ofreciera ayuda.

Sin embargo, la mujer se negó a la propuesta que le estaba haciendo la dueña de la casa y le suplicó que no llamara a los funcionarios de la policía, por el contrario, le reiteró que la dejara entrar porque estaba en peligro dado que su marido la andaba buscando para asesinarla. En ese momento fue cuando ella comenzó a sospechar que algo raro estaba pasando, le dije que llamaría de inmediato a la policía y cuando regresó, la mujer había desaparecido sin dejar rastro alguno.

Los funcionarios de la policía no tardaron en llegar a la casa de la mujer y ella comenzó a contarle todo lo que había sucedido con aquella extraña dama que le suplicaba ayuda por estar aparentemente en peligro de muerte por amenazas de su esposo. Cuando escucharon la historia, uno de los funcionarios de la policía le contó que había pasado lo mismo unas calles más abajo, en ese mismo barrio.

La policía llegó a la conclusión que se trataba de un modus operandis, es decir, una técnica que usaban varias bandas delictivas del barrio con la finalidad de ingresar a las casas y luego robar las pertenencias de sus víctimas. Afortunadamente la mujer no había caído en la trampa e hizo lo que se debe hacer en estos casos, llamar directamente a la policía y que sean ellos los que se encarguen de la situación.

Este tipo de acciones, que parecen misteriosas y que causan mucho miedo en las víctimas, son más comunes de lo que parece. En muchos países del mundo se han presentado casos similares en los que llegan personas desconocidas a las casa pidiendo algún tipo de ayuda y aprovechando la inocencia y calidad humana de las víctimas, proceden a ingresar a las casas y robar todo lo que encuentran a su paso.

Una noche que me perturbó durante años

Por lo general cuando somos niños solemos tener muchos episodios de miedo, incluso ver misteriosas criaturas conocidas como duendes, aunque afortunadamente no todos pasan por esta situación. La historia que vamos a conocer a continuación la han titulado “Una noche que me perturbó durante años” y la narra un joven a quien le sucedió cuando tenía apenas ocho años de edad.

Cuenta este joven en una carta que hizo pública a través del internet, que cuando tenía ocho años vivió una de las peores noches de su vida y que incluso tuvo que recibir ayuda profesional para lograr superar lo que había pasado esa noche. La habitación del niño era la única que daba a la calle en su casa. En una de las noches, el niño se despertó tras un aviso de su padre que le decía, firme pero tranquilamente, que me levantase, se fuese al baño y cerrara la puerta.

El niño no dudó en hacerse caso a lo que le estaba diciendo aparentemente su papá en ese momento. Aunque se levantó molesto porque estaba dormido, el niño le hizo caso refunfuñando por lo cansado que estaba y, sin pensarlo, se quedó totalmente dormido en el suelo del baño tal y como se lo había solicitado su padre. Sin embargo, lo misterioso ocurriría al día siguiente, cuando el niño va a contarle lo que había pasado la noche anterior con su papá.

Cuando amaneció, el niño salió de inmediato al cuarto de su mamá para contarle con detalles todo lo que había dicho su papá la noche anterior, que le había ordenado dormir en el piso del baño. Cuando la mamá del pequeño escuchó la historia, quedó confundida al principio. Además, el padre también estaba en la habitación y negó por completo haber despertado al niño esa noche.

El papá negó lo que había pasado y eso generó mucha frustración en el niño porque creía que lo estaban tomando por loco. El pequeño lloraba sin parar al ver que sus padres no le creían lo que les estaba contando. Al final el joven terminó olvidando por completo aquel misterioso episodio en su vida. Lo olvidó sólo por unos años debido a que estando un poco más grande, lo sucedido esa noche le volvió a la mente.

Estaba en el instituto cuando el recuerdo de lo sucedido aquella noche le llegó a la mente. Lo primero que hizo fue volverle a preguntar a su papá por lo que había pasado, sin embargo, el padre volvió a decir que no entendía nada. En esa oportunidad su papá le dijo “Ja. No sabía ni si te acordabas de eso”. Habían entrado a robar por el garaje y su papá no sabía que había un extraño en la casa, así que puso al niño a salvo sin hacer ruido.

En esa oportunidad el papá llamó a la policía, aunque finalmente el ladrón logró escapar y nunca lo identificaron. Los padres del niño no querían que él sufriera por lo que estaba sucediendo esa noche dentro de la casa, así que prefirieron fingir que nada había ocurrido. Ciertamente la historia no se trata de un hecho paranormal, pero sí generó mucho miedo en su momento. Otra de esas historias reales que quedan marcados en la memoria de sus protagonistas. A continuación le dejamos algunos artículos de interés:

(Visited 14 times, 1 visits today)

Deja un comentario