Leyendas de Canadá, de terror, historias y mitos

Canadá se ha visto influida desde tiempos inmemoriales por la variedad de razas y culturas que se han asentado en su suelo. Todas ellas han aportado relatos que han calado en el gusto de su población y los cuales han sido legados bajo el titulo de leyendas de Canadá.

Leyendas de canada

Leyendas de Canadá

La mitología Canadiense está compuesta de seres míticos y leyendas que han sido pasadas de generación en generación y que nos han llegado hasta hoy día como parte de la cultura y el folclore de esta gran nación. Sumado a ello, la presencia en su enormes espacios de tribus aborígenes, particularmente el influjo de los pueblos inuit, micmac y los esquimales, han dado su aporte a través de su propia cosmogonía.

Las cosmogonía de las tribus originarias está basada en la naturaleza; particularmente en el invierno. Es una tradición a nivel nacional, y que aún se preserva actualmente al ofrendar cantos, danzas y rituales a los cuatros puntos cardinales para agradecer al sol. La fortaleza de sus convicciones empodera a la energía mística presente en la naturaleza y por ende a todos los elementos que la componen; ríos, montañas, árboles, etc.

La topografía y el relieve de la geografía canadiense, juega un papel preponderante dentro de la mitología Canadiense. En sus mitos y leyendas es abundante la especificidad de la descripción física de sus paisajes; lo que favorece que los aborígenes puedan situarse en espacios donde nunca han estado antes. Sus relatos usualmente nos son muy densos de tal manera que es escasa la presencia de leyendas de Canadá largas.

Leyendas de Canadá de Terror

Aunque al Canadá se le ha visto como una nación pacífica, colmada de paz, jarabe de arce y sus espectaculares paisajes, la mezcla de las culturas allí asentadas ha dado origen a escalofriantes historias que actualmente son parte de las leyendas de Canadá.

La Meseta Prohibida

Erase una modesta meseta en el occidente de Canadá, la cual ha sido asociada por los aborígenes canadienses con relatos místicos. Era parte de sus costumbres ocultar a sus familias en la altiplanicie para darles seguridad a través de las luchas con otras tribus.

Cierto día, al concluir los enfrentamientos, los integrantes de la familia de los guerreros se desvanecieron completamente. Su búsqueda tuvo reposo y al final sólo consiguieron manchas rojas, de liquen, en la nieve y las rocas.

Los lugareños tomaron esto como una señal de la sangre de sus familiares, quienes únicamente podían haber engullidos por los espíritus perversos. De tal manera que jamás ingresaron de nuevo a dicha área. Es por ello que se le ha llamado como la Meseta Prohibida. En la actualidad, algunos aborígenes de Canadá consideran que dicha zona es el hogar de espíritus malignos que desean aniquilar y alimentarse de los humanos.

Tren Fantasma de St. Louis

El modesto poblado de St. Louis, en Saskatchewan, es particularmente conocido por una leyenda sumamente insólita. En dicha localidad existe una antigua y desolada vía de tren. La gente frecuentemente dice observar curiosas luces flotando que se desplazan por la vía del tren a través de la noche.

La leyenda de mayor popularidad para explicar la extraña luminosidad es que un tren fantasma constantemente hace su aparición en la vía. Otra crónica explica que tal luz es el fantasma de un trabajador, que pereció durante la construcción del trayecto.

La Leyenda de John Troyer

John Troyer era un exorcista de origen estadounidense-canadiense quien nació en una familia Amish que se mudó al Canadá, lugar en el cual descubrió sus capacidades. Los relatos cuentan de él como alguien quien vivió numerosos años vigilando brujas hasta que localizó su guarida. Al conseguirla, hurtó sus escobas, y las empleó como medio de transporte personal.

Hay otros relatos que señalan que halló áreas ocultas en la cual se congregaban grupos de brujas y que se ocupó colocando  trampas para ellas en cada sector. De la leyenda de las brujas no hay evidencias, pero lo que sí se conoce como cierto es que creó enormes trampas, que eran esencialmente trampas de oso pero de tamaño para atrapar humanos. Troyer falleció en 1842 y aun es rememorado en el folclore local.

La Leyenda del Hotel Fort Garry

Quienes piensen que se requiere recorrer medio mundo para visitar sitios increíbles y contactarse con la historia y la fantasía, están en un craso error. El hotel Fort Garry, localizado en el centro de Winnipeg, en la provincia de Manitoba, Canadá es arquetipo de ello.

Leyendas de canada

A partir de su construcción, hace un siglo, esta antigua casona se ha apreciado, como la totalidad de los Canada’s Railway Hotels, por ser un lugar de referencia nacional y un modelo de la historia y la arquitectura de Canadá.

Levantado en un sitio estratégico, en las cercanías de la estación de ferrocarril, se ofrecía como un lujoso espacio de reposo para los viajeros. Obtuvo su celebridad por ser la edificación más elevada de la ciudad, la primera construcción comercial y el solitario hotel de la zona.

No obstante, al pasar de los años, su popularidad ha alcanzado un matiz distinto, inclinándose hacia lo enigmático y fantasmal. Hoy en día, fisgones de todo el planeta se presentan allí para confirmar lo que señalan los lugareños: el hotel está encantado.

Narra la leyenda que tiempo atrás una mujer fue bárbaramente asesinada en el cuarto 202. Hay otros que afirman que se suicidó al saber del deceso de su esposo. Pero desde ese día, los huéspedes aducen ver fantasmas y oír ruidos horrendos. Hay versiones que indican que al hospedarse allí la diputada canadiense Brenda Chamberlain y dormir en esa habitación, fue hecha despertar a media noche por espantos que querían meterse en su cama.

Para comprobar la veracidad de ello habría que ir a conocerlo. No obstante, aunque los huéspedes no reciban esta “visita frecuente” (haunting), se deleitaran de la estancia en este suntuoso hotel.

Personajes y celebridades de todo el planeta como: Nelson Eddy, Harry Belafonte, Charles Laughton, Laurence Olivier, Liberace, Arthur Fiedler, Louis Armstrong, Gordie Howe, Lester Pearson, el Rey Jorge VI y la Reina Isabel, y demás, se han albergado satisfactoriamente allí.

La Maldición de Oak Island

Esta isla de solo 57 hectáreas se halla localizada en el condado de Lunenburg, en la costa de Nueva Escocia. Al interior de la isla se encuentra el denominado “pozo del tesoro”, alrededor del cual se conoce una lúgubre leyenda: Siete personas han de perecer para poder conseguir la fortuna escondida en sus profundidades.

Hasta la fecha se ha sabido de 6 muertes. La inicial sucedió en 1861 cuando un buscador de tesoros se hallaba sacando el agua caliente del pozo empleando una máquina de vapor y enigmáticamente fue calcinado por la misma. La segunda muerte aconteció en 1897 cuando Maynard Kaiser, otro buscador, se precipitó dentro del pozo al tanto que estaba en la búsqueda de la fortuna.

Para 1965, y en el mismo percance, sucedieron los otros cuatro fallecimientos. Bob Restall cayó desfallecido dentro del pozo a causa de la inhalación letal de gases H2S. Tanto hijo Bobby como otros cuatro asistentes brincaron al pozo en su rescate, pero 3 de ellos perecieron víctimas de intoxicación por gases.

¿Qué esconde este enigmático pozo? Aún se desconoce todo al respecto. De acuerdo a las leyendas del lugar, los Caballeros Templarios sepultaron allí un objeto santificado. Igualmente se dice con que hay un tesoro ocultado por conquistadores españoles. Los escritos originales de la obra de William Shakespeare así como las tablas de los Diez Mandamientos igualmente conforman parte de las suposiciones.

La Leyenda de los Pobladores Desaparecidos

Esta es el impactante relato acerca de un pueblo en Canadá, en el cual todos sus pobladores se desvanecieron enigmáticamente, el cual quedó como un caso sumamente intrigante. De los numerosos reportes existentes de desapariciones sin explicar en todo el planeta, este sobresale porque no fue una sola persona, sino todos los residentes del pueblo que contaba con más de dos mil habitantes.

Esta suceso aconteció en 1930, al arribar Joe Labelle, un cazador de animales, a un poblado próximo al lago canadiense conocido como Angikuni. Al tanto se aproximaba al sitio, se percató de que un nada usual silencio había en el aire. Al ingresar en el pueblo, Joe consiguió una fogata en la que algo que se preparaba en una cacerola se había pasado de fuego, no habiendo nadie por los alrededores.

Al percatarse de que algo andaba mal, Labelle deambulo por el sitio con la esperanza de conseguir a alguien. Pero, infortunadamente, no vio ser vivo alguno, ni siquiera en el interior de las casas. Al notar que toda la población se había marchado, Joe se acercó al telégrafo y mandó un mensaje de auxilio a las autoridades. La Policía Montada de Canadá arribó al pueblo unas horas luego para intentar develar la causa de esta desaparición masiva.

Pero las averiguaciones en vez de esclarecer el caso, al final solo trajeron aún más incógnitas. Todos los perros de los habitantes fueron hallados muertos de hambre y recubiertos por una manto de hielo enorme, además, los sepulturas del cementerio habían sido saqueadas y los despojos de todos sencillamente se habían desvanecido.

Los perros fallecidos son muestra de que los pobladores no habían abandonado sencillamente el sitio, ya que sin ellos y sin los trineos no es posible desplazarse por la región. Y las tumbas profanadas es un hecho bastante insólito. No es usual que los esquimales lo hayan hecho, más aún que, merced a las temperaturas del lugar, no era posible abrir las sepulturas, ya que estaban congeladas.

Así, hasta la actualidad, esta enigmática desaparición masiva sigue intrigando a las autoridades, quienes hasta último momento jamás ha dado una explicación mínimamente creíble y aun peor, ya que no se han hallado rastros de los habitantes. No deja dudas de que este es uno de esos misterios más asombrosos de los que se ha notificado.

Leyendas de Canadá Cortas

Como parte de la combinación de su pasado aborigen y colonial se han confeccionado crónicas breves que al pasar del tiempo han servido de referencia histórica y anecdótica para las nuevas generaciones y que se han catalogado como leyendas de Canadá cortas.

El Espíritu del Oso

Al principio de la creación del mundo, la totalidad de la tierra estaba bajo congelamiento y todo lo existente era de color blanco. Tras un tiempo, el dios Raven resolvió de que ya había arribado la hora de otorgarle algo de color al mundo. Fue entonces cuando los suelos empezaron a descongelarse y se volvieron de color verde, los seres humanos comenzaron una lucha por las nuevas tierras.

Al transcurrir el tiempo, la guerra no terminaba; fue cuando el dios Cuervo cogió uno de cada decena de osos y lo volvió de color blanco, y de este modo les hizo rememorar a los humanos los tiempos en que todo era de color blanco y que debían estar agradecidos del cambio que había hoy en día.

La Leyenda de Nanabozho y el Pájaro del Trueno

Érase un día ordinario, cuando Nanabozho resolvió escalar a lo más elevado de las montañas hasta alcanzar al nido de “los pájaros de fuego”. Con ello quería conseguir las plumas de los polluelos de fuego para elaborar unas flechas muy poderosas para su uso personal.

Las aves de fuego, al contemplar esta maniobra soportaron una furia incontrolable por sus crías; arrojando sobre Nanabozho una andanada de truenos y fuego en su contra hasta provocar una desgraciada muerte.

Leyendas de Canadá Joven Teazer

El Young Teaser fue una embarcación estadounidense que fue destrozada en la guerra de 1812 en Nueva Escocia, que es el sitio en el cual consideran algunos que aún se puede observar. El relato lo reseña como un navío fantasmal en llamas, que se muestra flotando silencioso a través de la niebla, en ciertas mañanas nubladas.

Existen cuantiosas versiones distintas de la crónica. Algunos señalan que su  tripulación fantasmal ha revivido continuamente el modo terrible en el que perecieron. El relato logró hacerse un espacio en la cultura popular por la circunstancia de que el Young Teaser fue un embarcación pirata, lo que le proporciona un halo de misterio adicional.

Leyenda de Rose Latulippe

Se conocer versiones distintas de este relato. Es la crónica de una joven que estuvo toda la noche de baile con un apuesto pero extraño hombre. Al mediar la noche, el sujeto le confesó a Rose que era el Diablo. Rose repentinamente se horrorizó, pero se le había hecho tarde. El Demonio raptó a Rose y la llevó consigo de regreso al infierno, lugar en el cual ha estado hasta la actualidad.

Esta es solo una de las numerosas leyendas de Canadá que cuentan de las jóvenes que salen a bailar con sujetos perversos que les provocan daño al final. Se considera que los relatos se desarrollaron en el tiempo como una advertencia a las jóvenes para no aproximarse a extraños.

Seres Místicos de las Leyendas de Canadá

Adzich

Este ser es oriundo de los relatos de la tribu de los kitimat, siendo parte de las leyendas de Canadá. El Adzich es la manifestación de las almas perdidas de las personas muertas, quienes desconociendo exactamente porqué no pueden proseguir su camino, permanecen deambulando por sitios a los cuales usualmente visitaban mientras tenían vida. Su único propósito es el de llevarse consigo otra alma para no realizar su viaje de partida en solitario.

Leyendas de Canadá Sasquatch

Es un ser místico y enigmático que hasta hoy día numerosas personas afirman haber visto, más no existen registros científicos verídicos que avalen su existencia más allá de considerar como una invención de la cultura de este país.

Dentro de las leyendas de Canadá, el Sasquatch, igualmente se denomina como “Bigfoot”; que se traduce como “pie grande”. Es reseñado como una criatura de gran estatura que supera los dos metros, con su figura completamente recubierta de pelos, con lo cual aparente ser un simio enorme.

Al caminar va erecto, por lo que lo compran con un ser humano gigantesco. En cuantiosas ocasiones al Sasquatch igualmente se le ha vinculado con seres de otras culturas, como el aborrecible hombre de las nieves del Himalaya; o como habitualmente lo nombran “el yeti”.

Gaasyendietha

Esta criatura mística procede de la tribu de los Séneca de Canadá. Es un dragón de gran poderío que moraba en todos los grandes lagos y ríos del suelo canadiense, aunque tenía predilección por el lago Ontario.

Al Gaasyendietha igualmente se le conocía como “el meteoro dragón”, dentro de las leyendas de Canadá. Esto fue debido a la fuerte convicción canadiense, de que el dragón procedía de un gran meteorito que se precipitó a tierra. Por este motivo, Gaasyendietha contaba con la habilidad de dejar una rastro de fuego por donde emprendía vuelo.

Chenoo

Los Chenoo son unos seres de la tribu de los iroqueses, que son colosos de piedra. Los chenoo son rústicos y no son capaces de poder manipular armas como navajas y arcos con flechas. El modo en que los chenoo se protegen es con los árboles que desprenden de los bosques para emplearlos como barrotes.

No obstante su enorme tamaño y fortaleza, estos seres de piedra son muy pacíficos, inclusive son temerosos de los seres humanos. Merced a su contextura de roca sólida, los chenoo pueden camuflarse con facilidad en los bosques si un humano se les aproxima.

Ogopogo

El Ogopogo es un ser místico que mora en el lago Okanagan, en Canadá. A pesar de no existir registros científicos de que en realidad existe, numerosas personas a través del tiempo afirman haber observado solo parte de este ser en las aguas de este lago.

Han asegurado de que se trata de una criatura de inmenso tamaño, pero que apenas se ha contemplado algo como jorobas que sobresalen de la superficie por donde va nadando el Ogopogo. Lo comparan con una variedad de serpiente enorme, motivo por el cual lo denominan como “el nessi de Canadá”.

El Wendigo en las Leyendas de Canadá

El Wendigo, es un de los seres místicas de mayor fama dentro de la mitología Canadiense, el cual habitualmente hace su aparición en los grandes lagos de Canadá. Es una criatura antropófaga con un semblante muy aterrador, con una figura entre un humano y una animal fiero.

La presunción de la existencia del Wendigo, es primordialmente del poblado de Buffalo, en Canadá. Particularmente de las tribus de los Ojibwe, los Saulteaux, los Cree, los Inuu y la tribu de los Naskapi.

En todas estas tribus, reseñan al Wendigo de distintos modos. No obstante, todos tienen una característica en común. Es una alimaña carnívora sanguinaria que cuenta con poderes espirituales. Por este motivo, está vinculado de manera directa con la hambruna, el invierno y todo lo relacionado al estado precario de los pueblos norteamericanos.

Wendigos Humanos

Este es el mito de mayor popularidad dentro de la mitología Canadiense y es de bastante arraigo y creencia en todos sus pueblos y se trata de aquel ser humano que puede llegar a transformarse en un Wendigo. Y en el mejor de los casos, si un ser humano no es transformado en Wendigo, entonces se encuentra expuesto a ser poseído por su espíritu perverso.

De modo general, esta posesión tiene lugar en el mundo de los sueños. Al ser una persona poseída por un Wendigo, al despertarse será una persona completamente distinta. Se tornará muy agresiva con los demás y mostrará una pérdida obstinación por el canibalismo.

Cada una de las personas que han experimentado alguna situación de sobrevivencia en el invierno o los tiempos de hambruna, y que con ello se hayan visto obligados a recurrir a alimentarse de carne humana, son quienes están más expuestos a la posibilidad de ser poseídos por un Wendigo.

Ceremonia del Wendigo

Este ritual se realizaba en los tiempos de hambruna por parte de las tribus de la mitología Canadiense, sobre todo por las tribus de los Cree, los Assiniboine y los Ojibwe. Era una danza ritual que se realizaba con el propósito de fortalecer las creencias en los Wendigos. Igualmente se le llamaba “ritual windigookaanzhimowin”.

Aun hoy en día este ritual es practicado por los aborígenes canadienses. Se efectúa en el último día de la conmemoración de “la danza del sol”. La totalidad de los participantes visten máscaras y danzan en sentido inverso al ritmo de un tambor.

Debilidad del Wendigo

Dentro de la tribu de los Ojibwa, hay una importante creencia de que el mejor modo de eliminar un Wendigo es con una comadreja. Ellos consideran que los Wendigo, presentan gran debilidad ante estos animales, a los cuales igualmente se les llama “mustela nivalis”. Estos criaturas llegan a introducirse por el ano del Wendigo, y les provocan la muerte de manera instantánea.

Baykok en las Leyendas de Canadá

Es un espíritu perverso que se originó a partir de de las creencias de las pueblos de los Ojibwa y los Chippewa. Baykok siempre anda vagando por los grandes lagos de Canadá. Se desplaza en vuelo generando un grito horrible y atronador que intimida a todo aquel que este próximo, sumado a que que su aterrador aspecto esquelético y sus ojos enrojecidos lo hacen ser más horrendo.

Al escuchar el rechinar de sus huesos al nadar, se comprende que el Baykok se haya cercano; usualmente agrede a los combatientes de las tribus. Una vez escogida su víctima por parte del Baykok, no es posible que esta pueda evadirse. Tras aniquilar a su víctima el perverso espíritu engulle su hígado.

Historia de Baykok

El Baykok, era un ser humano antes de convertirse en un espíritu vagabundo. Era un gran cazador con muy elevada autoestima. En una de sus travesías de caza, estuvo obsesionado con una presa que le hizo alejarse de su tribu por mucha distancia.

Tal fue su recorrido, que arribó a un lugar en el que se hallaba completamente perdido en el bosque; sumado a que igualmente había perdido el rastro de su presa. Sin razón alguna para proseguir, y sin esperanza alguna de retornar.

Fue cuando Baykok se enfadó tanto que recurrió a las almas perversas del bosque cuando estaba a punto de perecer para rogarles que su cuerpo no permaneciera perdido en el bosque. Al pasar del tiempo, el cadáver de Baykok se descompuso y fue cuando las personas de su tribu lo aceptaron como muerto y lo olvidaron.

Con todo ello, su enojo se acrecentó mucho más y su espíritu se posesionó de su cuerpo ya putrefacto; y así pudo salir en búsqueda de los hígados de todas las personas que lo habían olvidado por la eternidad.

Los Perseguidos por Baykok

Todas aquellos que deambulan solitarios por el bosque, que se hallan próximos a los grandes lagos de Canadá son las primordiales víctimas a las cuales el Baykok persigue. No obstante, este ser perverso acosa principalmente a los cazadores en vista de que él fue uno de ellos en su anterior vida y los ha culpado por no haber ido en su rescate. Tenemos otros artículos sobre esta misma temática, he aquí algunos de ellos:

(Visited 1.322 times, 1 visits today)

Deja un comentario