Relájate con la Meditación con Cuencos ¡Paso a Paso!

Existe gran variedad de métodos para la meditación, algunos acompañados de mantras, sonidos de la naturaleza y de elementos elaborados por el hombre, que nos transporta a un estado de relajación profunda. En este artículo te enseñaremos el método de la meditación con cuencos tibetanos. Su sonido es hermoso, relajante y lleno de místico poder sanador.

¿Qué Son los Cuencos Tibetanos y Cómo Contribuyen a la Meditación?

Los cuencos tibetanos son instrumentos musicales en forma de tazón también llamados cuencos cantores. Al ser golpeados o frotados en sus bordes, emiten un sonido rico en armonía parecido al de campanas que produce un estado de relajación profunda y favorece la meditación.

Su sonido crea instantáneamente un ambiente de paz y los monjes tibetanos aseguran que el cantar de estos instrumentos nos guía por el camino que lleva hacia la iluminación, de ahí que en cada templo budista puedan ser encontrados.

Los cuencos tibetanos nos ayudan a alcanzar un estado de conciencia o yo superior donde encontraremos un sentimiento de paz. También son utilizados en ritos ceremoniales, viajes astrales, el despertar de la conciencia, lecturas de oráculos y otras ramas del esoterismo.

Origen de los Cuencos Tibetanos

El origen se remonta a los años 560 a 480 AC, época de Buda histórico. Llevados desde India hasta el Tíbet, en el trayecto la técnica de fabricación fue aprendida también en Nepal, Bután, China, Corea y Japón, países donde su sonido cautivante fue adoptado como acompañante en las enseñanzas budistas.

A partir de entonces ha sido utilizado para la práctica de meditación con cuencos tibetanos. Hoy día son usados para meditar o sanar; ya no es instrumento propio del lejano oriente, sino que ha extendido su uso a otros países, no solo para ritos ancestrales sino que han ganado un lugar como herramienta para las terapias de la psiquiatría, la psicología y otras especialidades médicas.

Fabricación de los Cuencos

Estos instrumentos son de elaboración totalmente artesanal y su material es una aleación de siete metales considerados sagrados que corresponden a siete cuerpos celestes:

  • Oro. Sol
  • Plata. Luna
  • Hierro. Marte.
  • Mercurio. Mercurio
  • Estaño. Júpiter
  • Plomo. Saturno
  • Cobre. Venus

Los colores de cada uno de estos metales corresponden con los siete chakras. Según el hinduismo, son centros de energía que se ubican en diferentes partes del cuerpo humano y, dependiendo de su ubicación, varían en su fuerza vibratoria.

  • Rojo. La Raíz
  • Naranja. Sacro
  • Amarillo. Plexo Solar
  • Verde. Corazón
  • Azul. Garganta
  • Índigo. Tercer ojo
  • Violeta. Corona

Baquetas

Los cuencos se complementan con diferentes baquetas y mazos de los cuales dependerá el sonido que se desea extraer. Las características de las baquetas son tomadas en cuenta. El largo, diámetro y material de fabricación se conjugarán para extraer o aislar los sonidos. Para alcanzar notas muy altas o tonos graves de cada cuenco.

Las baquetas se elaboran con madera de un árbol originario del Tíbet, algunas son recubiertas en cuero, fieltro o algodón templado.

Sonido de los Cuencos Tibetanos

La variedad de sonidos de los cuencos tibetanos es extensa. Su ritmo es similar a las campanas y quienes dominan las técnicas son capaces de de hacer sonar los cuencos de manera maravillosa. Razón por la que los cuencos tibetanos son llamados también “cuencos cantores”.

Su sonido puede ser alto o bajo dependiendo de la baqueta y el movimiento con el que se haga vibrar, todo depende de la cantidad y continuidad de golpes y fricciones que se apliquen al cuenco de meditación.

Como en todo instrumento musical, los cuencos tibetanos tienen sus técnicas para ser tocados. Se golpea o frota en diferentes lugares de la superficie para conseguir sonidos que se relacionan unos con otros de manera armónica. Existen dos formas de extraer su sonido:

El toque

Es dar golpes secos y suaves en el borde del cuenco. Si se utiliza la baqueta de madera su sonido será metálico. La baqueta  cubierta con fieltro o cuero, producirá un sonido más suave. Si la baqueta es de algodón el sonido será increíblemente mucho más armónico.

El giro

Es hacer girar las baquetas alrededor de los bordes del tazón, en dirección a las agujas del reloj. El sonido dependerá también de las baquetas utilizadas con la diferencia de que la baqueta de algodón no funciona para esta técnica. Es importante también la velocidad del giro, dependiendo de esta puede resultar la alteración del sonido que siempre debe ser limpio.

¿Cómo Usar los Cuencos Tibetanos?

La técnica para sacarle mayor provecho no es nada complicada y debemos tener en cuenta que no es necesario ser músicos para la meditación con cuencos, pues este instrumento siempre nos regalará un sonido especialmente maravilloso con toques mágicos.

Ten en cuenta estas sugerencias:

  • Toma tu cuenco tibetano y apóyalo solo en la palma de tu mano, que nada toque sus paredes para no obstruir el sonido.
  • La baqueta debe ser sujetada por su mango, a longitud media y con las puntas de los dedos apuntando hacia abajo.
  • Los toques deben ser golpes secos y suaves.
  • Los giros deben ser constantes, de presión suave y uniforme.

No temas cometer errores si no eres conocedor de las técnicas musicales. Tocar los cuencos tibetanos requiere de práctica y cualquier persona puede alcanzar las habilidades necesarias para hacer cantar los cuencos con los más hermosos sonidos para la meditación.

Meditación con Cuencos Tibetanos

El sonido producido por los cuencos tibetanos favorece la relajación y la meditación, de ahí que se utilicen para alinear los chakras, reducir el estrés y sean aplicados en la sanación, tanto física como mental. Es importante destacar que el uso de estos instrumentos no es dañino, no tiene efectos secundarios y pueden ser escuchados por personas de cualquier edad.

Al principio eran utilizado por las embarazadas, en ellos servían sus alimentos pues se pensaba que les aportaba minerales necesarios para el bebé. El efecto de la meditación con cuencos tibetanos es inmediato. Nos ayuda a alcanzar rápidamente un alto nivel de relajación, equilibrando mente, alma y corazón.

No sabemos a ciencia cierta el origen de la meditación con cuencos tibetanos. Se piensa que es herencia de la antigua religión chamánica Bon, que ya existía en el Tíbet varios siglos antes del budismo. Lo que sí se puede confirmar es que las personas que experimentan la meditación con cuencos tibetanos, han logrado cambios positivos, a todo nivel.

Fundamentos de la Meditación con Cuencos Tibetanos

Las terapias fundamentadas en el sonido, musicoterapia, mantras y cuencos tibetanos, entre otras, se basan en el principio de la resonancia de vibraciones altas e intensas que atraen y sanan a las bajas, débiles y disonantes para equilibrarlas.

La meditación con cuencos tibetanos modifica las ondas cerebrales guiándonos hacia otros niveles de profunda conciencia haciendo posible alcanzar estados de ánimo místicos, que ayudará en la sanación física, mental y emocional, según sea el caso. Logra la reducción del dolor, como en las fibromialgias o en el control de las depresiones, el estrés o el insomnio.

¿Cómo Meditar con Cuencos Tibetanos?

Te sugerimos elegir un lugar donde no haya distracciones, donde te sientas muy cómodo. Elige si deseas algún mantra para recitar mientras escuchas tu cuenco. Toma asiento con la espalda recta, respira profunda y lentamente, cierra los ojos y comienza a tocar tu cuenco y a recitar el mantra.

Aleja todo lo que te perturbe, eleva tu yo interior y siente que nada más hay a tu alrededor, solo los latidos de tu corazón y la vibración de tu cuenco. Hay dos maneras de meditación con cuencos tibetanos:

Baño de sonido

Sigue las sugerencias explicadas en el párrafo anterior, concéntrate, aleja pensamientos negativos y deja que el sonido del cuenco invada tu interior.

Masaje corporal con vibración

Esta técnica es también denominada estimulación celular integral. Coloca tu cuenco sobre el lugar de tu cuerpo que necesita equilibrio y mientras meditas lo haces sonar constantemente para que sientas su vibración sanadora y energética en todo tu cuerpo.

¿Cómo Actúan los Cuencos?

Según estudios realizados por expertos médicos, el sonido de los cuencos modifica y equilibran las ondas cerebrales favoreciendo bienestar físico y mental. Beneficia la meditación a partir de la relajación profunda y el estado de paz que provoca.

La meditación con cuencos tibetanos equilibra los chakras y las emociones. Ayuda a una mayor creatividad y capacidad de concentración. Muchas terapias en el campo de la medicina y la psicología se están valiendo de esta técnica que permite reducir las dosis de fármacos en pacientes psiquiátricos.

Si realizamos un experimento: Llenar un cuenco tibetano con agua y lo hacemos vibrar, podrás ver que se empiezan a formar burbujas que comienzan a saltar vigorosamente. Este efecto es el mismo que provocan los cuencos tibetanos en nuestro organismo.

Tres cuartas partes de nuestro cuerpo están conformadas por líquido. Si acercamos un cuenco tibetano en vibración, transmitiremos sus vibraciones. Y nos llevará a estados de conciencia más elevados y a una relajación profunda. Practicar la meditación con cuencos tibetanos modificará nuestra estructura molecular débil o enferma y la transformará en una saludable.

Sanación a Través de la Meditación con los Cuencos Tibetanos.

Es bien sabido que los sonidos y vibraciones acústicas son parte de nuestra vida desde que nos encontramos en el vientre materno. Desde ese lugar apartado, lo único que nos conecta con el mundo exterior son los sonidos que desde la temprana formación de nuestro sistema auditivo podemos escuchar.

Se sabe que los embriones y fetos son capaces de reconocer las voces de la madre y de quienes la rodean. Escuchan y les agrada la música, la vibración que los sonidos provocan.

Son muy sensibles a las discusiones, voces altas, tonos y otras manifestaciones no agradables que podrían hacerles daño a otro nivel.

Los cuencos tienen un efecto parecido al de los sonidos con los bebés no natos. Ayudan a quien los escucha y siente sus vibraciones para alcanzar y mantener la salud a todo nivel: mental, psicológico, emocional o espiritual.

Hasta ahora no ha sido confirmado, pero expertos en musicoterapia aseguran que el sonido de los cuencos tibetanos es capaz de destruir células cancerosas y la curación de enfermedades.

Los especialistas indican que la meditación con cuencos tibetanos modifican los estados de ánimo perjudiciales para la salud como la ira, la ansiedad, la tristeza o el estrés, elevando nuestra frecuencia vibratoria y conduciéndonos hacia un estado de relajación y serenidad que contribuirá en la sanación física y mental.

Resumiendo los Beneficios de la Meditación con Cuencos

Activan ciertas zonas del cerebro que permiten indagar y explorar la percepción tanto interna como la del entorno.

  • Induce estados de profunda relajación.
  • Reduce el estrés, la ansiedad y el nerviosismo.
  • Alivia todo tipo de dolores.
  • Ayuda a obtener una mayor claridad mental, mayor concentración y un mejor rendimiento intelectual.
  • Aumenta la capacidad de la memoria.
  • Mejora los cuadros de tristeza y depresión.
  • Controla los estados de insomnio e hiperactividad.

Este estilo de meditación o terapia se ha vuelto muy popular en Occidente. Un maestro tibetano expresó que, los cuencos cantores del Tíbet emiten el sonido del vacío, que es la manifestación del sonido de todo el universo.

Conclusiones

La meditación con cuencos tibetanos es una experiencia mística, maravillosa que nos otorga claridad mental, paz, relajación y contribuye a la salud física y mental. Aumenta nuestra energía, concentración y creatividad.

Muchos especialistas médicos aseguran que la meditación con cuencos tibetanos forman parte de la terapia que aplican en varias enfermedades incluyendo el cáncer. Ellos alegan que la salud se vincula ,además, a la descompensación  emocional y es necesario equilibrar vibración de mente y cuerpo.

Estudios realizados en la acústica, exponen que cualquier sonido cercano al organismo humano originará un cambio físico en él. Esto hay que tomarlo en consideración y tener en cuenta que nuestro organismo se encuentra en constante vibración y que éste, por motivos orgánicos o mentales puede desequilibrarse.

La ciencia, basada en estudios realizados, ha venido a demostrar lo que ya se sabía desde la antigüedad: Meditar con cuencos tibetanos produce efectos beneficiosos para la salud física, psicológica, mental y espiritual.

Si te ha gustado este artículo, te invitamos a visitar otros enlaces que seguramente serán de tu interés:

Bioenergética: Principales ejercicios y beneficios

¿Cómo Obtener la Deseada Paz Espiritual? ¡Paso a Paso!

¿Qué es el Temperamento? Tipos y características

(Visited 2 times, 1 visits today)

Deja un comentario