Leyendas y mitos del salvador más famosos

El Salvador dispone de una exuberancia incomparable en sus tradiciones siendo una de ellas su mitología. Los mitos del salvador son mayormente relatos orales referidos a dioses, héroes o personajes mágicos, basados en ancestrales creencias en hechos o fenómenos sobrenaturales.

Mitos del Salvador

Mitos del Salvador: Dioses, Mitos e Historias de terror

La mitología de El Salvador es conocida por estar colmada de creencias en leyendas de misterio y de terror, que se originaron con los pobladores iniciales de El Salvador y que actualmente ejercen gran influencia en la cultura, identidad, costumbres y el quehacer cotidiano del país.

En toda Centroamérica son muy populares los mitos del Salvador, los cuales han sido legados de padres a hijos por el pueblo salvadoreño. Son crónicas hechas con diversos propósitos, contienen un mensaje religioso, moralizador o sencillamente un cuento para espantar a niños y adultos en la festividad de la noche de los muertos.

Relatos Populares

Los cuentos populares son característicos de esta mitología y aunque no es un hecho muy conocido, gran parte de los habitantes de El Salvador dan fe de que la mayor parte de sus historias están fundamentadas en sucesos de la vida real. Inclusive han tenido la oportunidad de conocer a protagonistas de tales mitos y leyendas.

En sus historias fabulosas, transmitidas a través de la tradición oral, se cuentan las actuaciones de criaturas que encarnan de manera figurada las fuerzas naturales, estampas de la condición humana, etc. En particular hacen mayor énfasis en las narraciones de lo acontecido en la vida de los dioses, seres excepcionales y héroes de los tiempos remotos.

Dioses de los Mitos del Salvador

A continuación se muestran descripciones breves sobre las deidades típicas de El Salvador, a partir de las cuales se han construido muchos de sus mitos.

Queton Tuzeus

Es la deidad de la torpeza, lo reseñan con un aspecto musculoso, tonto y con insuficiente masa cerebral. Contaba con una voz de poco entusiasmo, muy parecida a un ceceo. Se considera que las otras deidades le denominaban “el automático”, ya que cada vez que Queton Tuzeus pronunciaba algo, era sencillamente para incurrir en un error.

Anona Frodita

Era reconocida como la diosa lejana, ya que cuando se requería su presencia, Anona presentía que no le convendría mostrarse, por lo que sencillamente jamás se aparecía. Ocasiona que los fondos de las pensiones se esfumaron junto con ella.

Huevonius

La deidad de la pereza, lo reseñan con prolongados brazos y unos ojos cuasi cerrados. Era extremadamente negligente y lo único que habitualmente hacía era estirarse a lo largo del día, sin estar pendiente de sus funciones.

Pereque

Era una variedad de duende que personificaba las contradicciones. Igualmente era denominado “Tuntunius”, que quería decir pequeñas contrariedades o excusas e impedimentos. Usualmente se mostraba al anochecer las noches en las calles de El Salvador, chantajeando a los hombres y acosando a las mujeres de cabello rubio.

Dechotus

Conserva  cierto parecido a los dioses griegos y romanos Hermes y Mercurio; Dechotus es la deidad del talento y el comercio. Es famoso por su gran habilidad para distinguirse en los comercios, no obstante, se cree que no fue exitoso por su carencia de apasionamiento en los ascensos.

Otros Dioses

Se conoce de registros de ciertos exploradores de los territorios de El Salvador, en los cuales se mencionan otros dioses propios a esta mitología como lo son: Dios Voz de Grillo, Duende Constructor, Dios Pinochius y el Hada Mamola.

No obstante, gran parte de estos registros aún no han sido completamente traducidos y codificados para comprender con precisión las ocupaciones y características de estas otras divinidades de la mitología del Salvador.

Mitos del Salvador Cortos

A continuación presentamos una sucesión de breves mitos del salvador, haciendo notar que más que leyendas en su acepción ordinaria más bien son creencias populares ante ciertas situaciones existenciales.

Mitos del Salvador El Mal de Ojo

Este mito se ha transformado en el más conocido de El Salvador, ya que existe la convicción de que hay personas que cuentan con un espíritu de mucha energía y que cuando observa con mirada fija a otra persona puede “echarle mal de ojo”; particularmente si se trata de niños muy vulnerables. Si una persona de espíritu muy potente visita a un recién nacido y si no se le cargó en brazos, de inmediato el niño o niña empieza a mostrar problemas de salud.

Los síntomas presentados por una persona que se encuentra afectada por el mal de ojo son: vómito, descomposición estomacal y una especie de cansancio y desgano general. De no aplicarse un tratamiento a tiempo esta condición podría conducir a la muerte.

Se dice que el único modo de curarse de este daño es acudiendo a un “curandero”, el cual con ayuda de ciertas hierbas, alcohol e igualmente tabaco, hace una preparación que embadurnar en todo el cuerpo del enfermo para distanciar el mal de ojo.

En el caso de los niños, la única manera de impedir el mal de ojo, es elaborarle una protección en la muñeca o el tobillo con una brazalete confeccionado cintas rojas y negras, el cual funge de amuleto. En ciertas ocasiones hasta le pueden ser colocadas unas semillas de ojo de venado.

La Soguilla

Este mito está relacionado con la tos en los perros, ya que se considera que cuando un perro está afectado de tos el único modo de sanarlo para que no perezca es elaborando un collar denominado “soguilla”, el cual se hace con sogas y olotes. Se emplea solo la mazorca sin los semillas de elotes y se le cuelga en el cuello del perro, con lo cual la tos del canino debe desaparecer.

El Hipo y Cómo Quitarlo

A las contracciones no deliberadas del diafragma lo denominamos hipo, y ocurre que al hacer la contracción de modo súbito el aire ingresa rápidamente ocasionando que las cuerdas vocales logran cerrarse y producen ese ruido llamado hipo.

Para su eliminación, se conocen ciertos mitos del salvador, como, por ejemplo, que se debe dar un susto a la persona o en otros casos, hacerle algo que le de mucho temor, se entristezca y eso haga al hipo desaparecer. Igualmente se le puede contar una mentira para provocarle una sensación de desconsuelo.

Para los infantes recién nacidos, el único modo de eliminarles el hipo, es que la madre les ponga un hilo rojo humectado en la frente, lo cual hará que sane de modo automático.

El Píspelo

Es una infección que se muestra como una bolita en la orilla del párpado, provocando que el área ocular próxima se irrite y se inflame. En El Salvador existe la fuerte convicción de que el origen de este padecimiento es ocasionado al ver a dos perros cuando se aparean. Sólo podrá curarse del píspelo pasando la cola de un gato negro por toda el área inflamada. Igualmente se cree que se puede curar colocando y frotando un anillo de oro por arriba del párpado.

La Lechuza

Alrededor de la lechuza se han confeccionado numerosos mitos, uno de los cuales señala que cuando se oye su canto en las cercanías de una vivienda o en la misma vivienda, una persona del circulo familiar, ya sea amigos o parientes pronto perecerá. Igualmente se cuenta que la lechuza es el espíritu de una bruja que deambula de noche por el firmamento centroamericano, señalando que buscan espantar  a sus víctimas en lugares sombríos.

Al escucharse un silbido grave por el cielo, es la lechuza la que está volando, y si se le responde con el mismo silbido, esta desciende a arañar los ojos al entrometido. Se reseña a la lechuza de barba, lo cual verdaderamente es una variedad a la que le crecen dos enormes plumas largas lateralmente a su pico. Los ancianos relatan que esas lechuzas de barba son brujos que quedaron transformados así perpetuamente y que igualmente hay secretos para asustarla.

El Chillo

El chillo es un ave muy pequeña pero que cuenta con un canto muy agudo y estruendoso. Al posarse un chillo en la entrada de un hogar y comienza a cantar, ello quiere decir que habrá una visita importante ese mismo día.

La Flor de Amate

El amate es un árbol de gran presencia en El Salvador, el cual se eleva hasta unos 24 metros y no aporta ninguna clase de frutos ni de flores. Se le conoce por localizarse en los potreros donde el ganado reposa o en las cercanías de las moliendas de caña de azúcar. Se considera que en este árbol exactamente a la medianoche, en lo más alto de su copa surge una flor blanca que luego se precipita al suelo.

El mito radica en que se piensa en que aquel que consiga esta flor de amate, podrá obtener todo lo que siempre ha deseado, amor, dinero y salud. Pero previamente habrá de superar pruebas para vencer al diablo, ya que él es el verídico propietario de la flor de amate.

El Espejo Quebrado

Este mito del salvador esta referido a que cuando una persona rompe accidentalmente un espejo, se considera que de acuerdo a la  tradición esta es una señal de mala suerte y por lo tanto tendrá siete años de infortunios.

Pasar Debajo de una Escalera

Este mito se refiere a que si alguien está montado en una escalera no es debido pasar caminando por debajo de ella, ya que esto ocasiona mala fortuna a quién lo realice.

Ver una Mariposa Negra

Al encontrar una mariposa negra en el interior de una casa o en el sitio donde la persona se localiza, igualmente eso significa tiempos duros o difíciles.

Mitos del Salvador Populares

Dentro de la abundante presencia de mitos del salvador hemos seleccionado unos cuantos dentro de esta categoría de los más populares, a sabiendas de que apenas cubrimos un ínfimo porcentaje de su número total.

El Cipitio

Igualmente se le llama cipit o cipitillo; es hijo de sihuehuet y el dios lucero matutino. El dios Tlaloc lo sentenció para que no creciera y quedó por siempre con el aspecto de un niño de once años, y cuya comida es fundamentalmente bananas y cenizas.

No obstante ser el hijo de un dios, el cipitio tiene el aspecto de un niño de moderados recursos y con malformaciones físicas. Sus  pies los tiene al revés, un gran vientre, un sombrero de punta elaborado de palma, alas en la espalda y tiene la capacidad de poder teletransportarse.

Esta leyenda es completamente original del folclore de El Salvador, y lo que significa su nombre proviene del término “cipote”, el cual es la palabra empleada para designar a los infantes en el Salvador.

No obstante ser una criatura pacífica, le agrada acosar a las personas ocasionándoles bromas para después mofarse en su rostro a carcajadas. Se considera que el único modo de espantar al cipitío es comer en el baño delante del inodoro. El cipitio siente repugnancia por sus malos hábitos y se va lejos.

La Cuyancúa

Dentro de las historias tradicionales de El Salvador que se transmiten de generación en generación, podemos conseguir la leyenda de la Cuyancúa o Cuisnahuat. Este relato proviene del departamento de Sonsonate, particularmente de la zona de Izalco, un municipio conocido por sus crónicas de seres sobrenaturales y magia.

La leyenda cuenta que la Cuyancúa es un ser medio culebra (serpiente) en los miembros inferiores (la cola) y medio cerdo en los miembros superiores (la cabeza y las patas) y su tamaño es similar al de una vaca pequeña. Igualmente relatan los lugareños que es una bestia que se oye en horas nocturnas o en la madrugada y que chilla como tunco al acercarse un temporal. Otros señalan que este ruido lo produce cuando se engrifa todo el pelaje y eso es lo que provoca el chillido.

Ciertas personas señalan que son varias Cuyancúas, no es solo una y que emergen por los cañales de San Ramón en los cuales se pueden oír. De acuerdo al señor L. Schultze Jena en su texto “Mitos y Leyendas de los Pipiles de Izalco“, queda confirmado el mito alrededor de la Cuyancúa, del cual se cree que igualmente cuenta con cierto control sobre los ríos y la lluvia.

Algo muy llamativo es que en el Centro Turístico Atecozol en Sonsonate, se puede conseguir una especie de efigie de piedra o cemento de esta criatura legendaria.

El Duende

Esta leyenda narra la historia de un espíritu que se encariña de las féminas más jóvenes del lugar, las acosa y no las deja de molestar hasta que las deja solteronas. El único modo de lograr que el duende las deje tranquilas es que realicen acciones como no bañarse o cualquier práctica antihigiénica que le luzca repulsiva al duende, provocando que se distancie de ellas y emitiendo un ruido muy atronador.

La Descarnada

En este relato se cuenta de una bella mujer que se muestra en los caminos solicitando un aventón. Era muy fácil que los hombres se rindieran a sus encantos, ya que habitualmente se exhibe como una mujer muy sensual con una atuendo muy llamativo.

Cuando los hombres permiten que la mujer misteriosa aborde sus vehículos, esta empieza a seducirlos. Al besarla y tocar su piel se despedaza hasta acabar en un esqueleto. Los hombres que han tenido una aproximación con la descarnada permanecen bajo trauma por toda su existencia.

Mitos del Salvador de Terror

Como parte de la sabiduría popular se han desarrollado, desde tiempos antiguos, relatos donde confluyen las dudas, temores y la ignorancia propia de los pobladores originarios en esta especie de mitos del salvador de terror y miedo.

El Chupacabras

Es una criatura que ataca a muchos animales de distintas especies en áreas ganaderas o rurales. Se considera que agrede particularmente a cabras chupándoles toda la sangre del cuerpo del animal. Su características físicas varían, pero se estima que es tan grande como un oso pequeño y con una formación de espinas que va desde el cuello hasta la cola.

Esta bestia más que un mito es una realidad, y se cuenta que se mostró por primera vez hace algunos años en Puerto Rico, luego en México y algunas naciones de Centro y Sur América. Al finalizar el año 2000 fue atrapado muerto por primera ocasión un presunto Chupacabras. Esto ocurrió en la República de Nicaragua, y de acuerdo a sus pobladores, esta criatura atacaba sus rebaños, por lo cual resolvieron enfrentarla.

Mitos del Salvador

Avisado de su presencia un poblador disparó contra una sombra que se desplazaba en la oscuridad. Tres días después fue localizado el cadáver de un raro ser, no tan lejos del sitio, el cual sigue siendo investigado hasta la fecha. Era una combinación de canguro, perro, garras de alguna bestia fiera, con aspecto humano, y dos supuestas aletas que destacaban en su espalda. Lo curioso fue el haber conseguido dos fragmentos de metal en sus mandíbulas.

Existen algunas sospechas que relacionan a esta criatura como un producto fracasado en un intento de clonación, el cual puedo escapar por accidente. Hasta el día de hoy se está en espera de los resultados de tales estudios.

El Cadejo

Esta leyenda narra que cuando dios contempló todos los males que padecía el pueblo salvadoreño, creó un ser que fuera de utilidad para intimidar a los pueblerinos pero que simultáneamente les diera protección. Esta criatura se llama “cadejo”, el cual tiene el aspecto de un perro, con los ojos de color rojo profundo y de pelo blanco. Aun así, el demonio sintiéndose celoso, creo otro cadejo de color negro similar al cadejo blanco primario pero con los ojos color purpura, para aterrorizar al pueblo.

El cadejo blanco, engendrado por dios simboliza benevolencia y defiende a todo aquel que se consiga en su camino. Es un ente de luz, que resguarda las almas de las personas creyentes en dios, particularmente la de los infantes y los recién nacidos para que el demonio no se las arrebate.

El cadejo negro, concebido por el demonio simboliza la malignidad, agrediendo a todo quien se consiga en su camino. Los cautiva para quitarles el alma. El mejor modo de mantener distanciado al cadejo negro es con el humo del incienso, el cual es habitualmente reconocido en El Salvador como “sahumerio”.

Mitos del Salvador La Siguanaba

Esta leyenda hace parte de la mitología salvadoreña, no obstante, igualmente es muy popular en la mitología de Guatemala. Asimismo es denominada “sihuehuet”, que quiere decir “mujer bella”. Narra la leyenda de la sihuehuet que ella se embarazó como resultado de un romance que sostuvo con el hijo de la deidad Tláloc.

Empero sihuehuet no era muy buena madre, ya que usualmente dejaba a su hijo en solitario y nada más le importaba mantener contento a su amante. Al enterarse el dios Tlaloc  de esto la blasfemia nombrándola siguanaba, que quiere decir “mujer horrible”.

De este modo, ella continuaría siendo una mujer bella, pero en el instante que algún hombre se le aproximara se transformaría en una mujer horrible que despreciaría. Mientras que a su hijo, el cipitío, en retribución por el padecimiento experimentado junto a su madre, la deidad Tláloc le otorgó juventud perpetua.

La siguanaba fue sentenciada por dios a deambular por los campos y usualmente se aparece a todos los hombres que andan solos por las noches en las proximidades de los ríos de El Salvador, particularmente al hombre Don Juan que se jacta de sus amoríos. La totalidad de los hombres que la contemplan enloquecen por ella y la siguanaba los embruja para que se lancen por los barrancos.

Mitos del Salvador La Carreta Chillona

Dice la leyenda que a Cirina, se le presentó una carreta bruja, la cual parecía una carreta común y corriente, mas no contaba con bueyes, pero en el extremo de las estacas estaban dispuestas carabelas humanas con semblantes sumamente grotescos de distintas sonrisas.

Esta carreta portaba como cargamento, un cúmulo de cadáveres descabezados que aún se contorsionaba en la carreta. Se le denominaba la carreta chillona, ya que los cadáveres iban vociferando los nombres de los individuos engañosos e hipócritas que residían en el poblado por donde circulaban.

Cirina fue tan indiscreta que no soportó la tentación de dejar su casa para contemplar a la carreta chillona. Su susto fue tal que apareció al día siguiente muerta en un pozo de sangre. Esto le aconteció a Cirina por ser murmuradora, embustera, criticona y juzgona.

El Padre sin Cabeza

Uno de los mitos del salvador de terror se llama El padre sin Cabeza, quien se muestra delante del portón de la iglesia del rosario cada viernes a las doce de la noche. Realiza el trayecto por toda la manzana que circunda la iglesia, y retorna al patio central. En ciertas ocasiones se le ha visto en el campanario de la iglesia.

Se conocen muchas versiones de esta leyenda, no obstante, la más popular es la que habla de un sacerdote en aflicción que pereció tras perpetrar un pecado mortal del cual no dio confesión, siendo una relación amorosa la que le llevó a perder su cabeza. Además de ser parte de la mitología de El Salvador, esta leyenda está presente en toda Centroamérica.

Mitos del Salvador Conclusión

La mitología del Salvador, está colmada de magia, secretos, horror y fantasía, con mitos y leyendas de seres y espíritus que tienen como fin narrar una combinación de hechos verdaderos y ficticios. Estas crónicas tienen una mezcolanza de criaturas fantásticas y la vida cotidiana de los salvadoreños y su propósito es dejar una enseñanza o dar una lección para subsanar los errores incurridos por las personas pero de una manera sumamente tenebrosa.

Cada mito cambia de un pueblo a otro dentro de El Salvador, ajustándose cada uno a su propia historia, teniendo presente que sus creencias aun mantienen una importante influencia hoy en día. Inclusive muchas de ellas se han extendido a toda Centroamérica. A continuación algunos enlaces sobre temas interesantes:

(Visited 12.106 times, 8 visits today)

Deja un comentario